Ficha La noche de Halloween

8.10 - Total: 2253

  • No la has puntuado
  • No has insertado crítica
  • No has insertado curiosidades
  • No has insertado ningun error


Críticas de La noche de Halloween (376)




Ales1998

  • 30 Nov 2022

9


El nacimiento de un icono del terror.

Una de las películas de terror más emblemáticas de los últimos tiempos. John Carpenter acierta de lleno con este clásico de terror, mostrándonos una película sencilla pero perfecta en su ejecución.

Michael Myers se convirtió en todo un emblema a finales de la década de los setenta. Su carácter frío y malévolo así como su brutalidad cometiendo asesinatos, permitieron que su legado siga cobrando vida en nuestros días presentes, con muchas secuelas y reinicios a sus espaldas.

Como obra de terror es una película muy interesante, aunque entiendo que haya muchos que puedan tacharla de simple. La influencia que John Carpenter ha tenido en el cine de terror gracias a esta obra es más que evidente.

Su atmósfera lenta y oscura, su icónica banda sonora y la buena actuación de Jamie Lee Curtis permiten que La Noche de Halloween sea todo un referente para el cine de terror moderno.



Me gusta (11) Reportar

Metal Zombie

  • 26 Oct 2022

7


Una noche en Haddonfield.

No cabe duda que estamos ante un clásico de culto, una de las películas que hizo escuela y el cual otros filmes bebieron de esta obra del máster del horror John Carpenter para posteriormente popularizar a inicios de los 80s el subgénero slasher.

La noche de Halloween, clásico y legendario filme el cual ya todo se ha dicho y el que nos presentó a uno de los iconos del cine de terror y porque no? de la cultura popular: la maquina de matar por excelencia, una mente perturbada y un ser que no es normal, oculto bajo la mascara del capitán Kirk que nadie puede detener su devastador y letal paso. Michael Myers se ha convertido en todo un referente del genero, que es casi imprescindible cuando hablamos de cine de terror junto con otros iconicos personajes como Jason, Freddy o Pinhead.

Por otro lado tenemos a una de las screem queens por excelencia, Jamie Lee Curtis inmortalizo su papel en este filme como Laurie Strode, la simpática e ingenua chica teen que fue capaz de dar frente al imparable Myers, un dúo que la verdad fue un acierto de Carpenter para inmortalizar Halloween.
Por otro lado, tenemos al verdadero héroe de la saga, el doctor Lommis interpretado por un magnifico Donald Pleasence

Pero lejos de aquellos míticos personajes y esa legendaria banda sonora que ya se hizo su espacio en la historia del cine, La noche de Halloween tiene sus falencias, pues es un filme que demora en arrancar, carece de mucha de acción al principio y puede hacerse pesada. Eso si, el suspenso y cada secuencia del acoso de Myers hacia Laurie esta bien logrado, sin embargo, este Myers esta lejos de la maquina de matar que hemos visto en entregas posteriores, es mucho mas light, y hasta roza un poco con lo inverosimil y hablo de cierta escena de muerte que la verdad me resulto algo exagerada.

Ya no hay mucho que decir, La noche de Halloween ya hizo historia, es uno de los filmes mas recordados del master Carpenter y el cual si o si, un apasionado del cine de terror debe ver 1 vez al menos en la vida, que a mi gusto me resulto algo descafeinado, bastante light y en ocasiones aburrido por su lentitud.
Un decente inicio a una extensa saga que ha decaído con los años y no ha podido superar esta mítica película.

Lo bueno:
Jamie Lee Curtis sin duda, Myers y el doctor Loomis, banda sonora, suspenso, atmósfera...acaso no es obvio??

Lo malo:
Su extrema lentitud puede aburrir y lo ¨suave¨ que puede ser. Algo torpe en sus escenas.



Me gusta (2) Reportar

Mad Warrior

  • 14 Oct 2022

8



Noche cerrada, calles vacías, silencio total, y en el interior de cada casa familias normales y corrientes. Entre las sombras, sin embargo, algo acecha. Una figura, de aspecto humano, está a la espera.
A partir de ese día la noche de Halloween estará directamente ligada a la muerte, al pánico, al horror...

La obra del maestro John Carpenter ejemplifica que el cine independiente suele tener a su favor virtudes como originalidad, imaginación y estilo, algo que se suele llamar talento y que no abunda mucho actualmente; la barata pero magnífica peripecia de ¨Asalto a la Comisaría del Distrito 13¨ impresionó en el Festival de Milán al par de productores Irwin Yablans/Moustapha Akkad, quienes le pagarían una cantidad irrisoria por un proyecto acerca de un asesino en serie que le tenía entusiasmado.
De nuevo el neoyorkino se enfrenta a un rodaje de locura: unas cuatro semanas, con todo lo que puede exprimir de 300.000 dólares haciendo parecer a la primavera de Pasadena un digno otoño de Illinois, si bien gran parte de esta historia transcurre durante la noche. Historia que, tras los créditos acompañados de esa melodía tan memorable (quizás un remedo de la de ¨El Exorcista¨ y ¨Suspiria¨, pero igualmente aterradora), nos absorbe durante un plano-secuencia subjetivo de poco más de 4 minutos mostrando el primer asesinato de Michael Myers: entre las sombras, silenciosamente, armado con un cuchillo y oculto por una máscara...

La precisión de esta apertura en su factura técnica y estética es soberbia; como en los clásicos ¨giallos¨ de Bava y Argento, pasamos a adoptar la mirada del asesino, e inmediatamente brota la idea de la fascinación por la muerte desde una perspectiva fría y devastadora; pues Carpenter, que es muy inteligente, nos priva de toda explicación. ¿Por qué mataba Norman Bates?, por un descenso descontrolado e inexplicable a la locura, y no era necesario saber más. Y al director le fascina eso. Pero este niño, responsable del crimen y recluido en un manicomio durante años, ha logrado escaparse.
Pura conjunción de virtudes más allá de los ribetes de una trama sin complejas vueltas de tuerca ni grandilocuentes pretensiones. Noche de Halloween, la superstición y el miedo están en el aire; a partir de aquí y con la inestimable ayuda de un operador como Dean Cundey y el director artístico Tommy Wallace, Carpenter construye una fábula sobre terror primigenio en un escenario suburbano y apacible, un interrogante imparable, inhumano enigma con el rostro grotesco y desencajado, el mito del ¨hombre del saco¨ hecho carne, aniquilando con paso lento y firme todo lo que se cruza en su camino.

Todo ello mientras es seguido de cerca por el dr. Loomis, su Van Helsing particular, cuyas descripciones sobre el homicida son difusas, inexactas. No era la primera vez que el cine contemplaba un ¨slasher¨, y evidentemente Carpenter puede tomar de referencia ¨Noche Silenciosa, Noche Sangrienta¨, ¨La Matanza de Texas¨, ¨Navidades Negras¨ o la inglesa ¨Schizo¨, además de los ¨giallos¨ y, por supuesto, ¨Psicosis¨ (a la que se rinde más de un homenaje), pero se libra de comparaciones gracias a su oficio tras la cámara, a su habilidad para lograr envolvernos en unas atmósferas ahogadas por el misterio y la presencia de un monstruo que primero aparece y desaparece cual espectro...
Para luego cortar de un tajo el desenfreno sexual de los jóvenes del lugar (idea que dio pie a controvertidas interpretaciones...). Mientras la psicosis, la demencia y el sadismo provienen de un origen desconocido, somos atrapados como los muchos adolescentes que pululan por el film, con su despreocupada y rebelde visión de la vida; todos excepto Laurie, la rara, la desplazada, la que nos mantiene sobre aviso con la sospecha infundada de que algo terrible va a desatarse sobre el tranquilo pueblo. Donde para Hooper sólo había violencia desgarradora, para Carpenter hay suspense, desasosegante e invasivo.

Talento, como antes decía, es conseguir pillar por sorpresa al público y subirle las pulsaciones cardíacas de un sobresalto a pesar de saber que el asesino está presente todo el rato, aunque oculto en cualquier parte; para Carpenter el mayor terror del ser humano es enfrentarse a lo que no conoce y no se espera. Y frente a la estupidez de Lynda, Bob o Annie (cuya muerte es sin duda un placer para los sentidos pues se trata de uno de los personajes más irritantes y estomagantes que se han creado), el coraje, la determinación de Laurie; el climático enfrentamiento entre ésta y Myers, los dos unidos por una conexión que jamás conocemos, eleva la tensión hasta límites inenarrables por la autenticidad que desprende.
Por eso Jamie Lee Curtis, cuyo uso el director ve como el mayor tributo a su mentor Hitchcock (por ser hija de Janet Leigh), inicia una nueva generación de féminas alzadas como heroínas en el ¨slasher¨ y lo irá demostrando en años posteriores. Este elenco, en su mayoría adolescente, está encabezado por un gran Donald Pleasance cuyo personaje (con el nombre del amante de Marion en ¨Psicosis¨) se presenta igual que su némesis: sin pasado, sin explicación, sin otra preocupación salvo su objetivo principal, en este caso, capturar a la bestia de Myers.

Los elementos jugaron a su favor y la película acuchilló la taquilla, y de paso los nervios de muchos espectadores. Si el ¨slasher¨ como género ya existía el cineasta terminó de definir sus conceptos y atmósferas; salvaje, inquietante y elegante, las claves de ¨La Noche de Halloween¨ fueron copiadas infinidad de veces, y ningún otro asesino lograría eclipsar la apocalíptica cruzada de muerte de Myers, quien, al igual que el Diablo, nos engaña y desaparece...
Pero su respiración permanece, en cada rincón oscuro del pueblo, quizás para siempre, en un estado metafísico de eterna maldición. A su vez hallamos un presagio: vista por Laurie y Tommy, ¨El Enigma de Otro Mundo¨, otra gran influencia de Carpenter, le servirá para realizar su obra maestra, sólo cuatro años después...



Me gusta (0) Reportar

edcarpenter

  • 13 Jun 2022

9


vaya creación del maestro john carpenter con este gran aporte al dar origen a uno de los personajes y asesinos mas significativos de este subgénero slasher como lo es michael myers

mostrando la historia de un asesino trastornado que vivió una niñez complicada escapando de un psiquiátrico para acechar a su hermana menor mientras va asesinando jovenes en plena época de halloween , resulto tener cierto atractivo convirtiendo a myers en todo un icono de terror

también la música es adecuada para acompañar los momentos de suspenso y por si fuera poco se daba el nacimiento de una reyna de los gritos ya muy identificada con esta saga como es el caso de jamie lee curtis

es otro film destacable de la época setentera , destinado a ser un clásico , ya muy visto por varias generaciones



Me gusta (3) Reportar

MIXX

  • 6 Jun 2022

7


Halloween es francamente una obra maestra de terror. Cuenta la historia del paciente mental fugitivo Michael Myers, que regresa a su ciudad natal la noche de Halloween para acechar y matar a un grupo de niñeras.

Este fue el primero y sin duda la mejor de la franquicia de Halloween. Carpenter muestra una gran moderación en el ritmo de la historia muy lentamente y en la construcción de personajes agradables; inusual para una película de terror.
Halloween marcó el debut cinematográfico de Jamie Lee Curtis y un punto decisivo en la carrera del difunto gran Donald Pleasence. Un verdadero clásico.



Me gusta (0) Reportar

pistolero

  • 19 Feb 2022

7


Esta es la película que sentó las bases del slasher moderno.
Como ocurre con otros clásicos como La matanza de Texas, hay más sangre en el recuerdo que en la realidad. El punto fuerte de la película es la ambientación (muy propia de las películas de Carpenter). La máscara inexpresiva es todo un acierto y le da al asesino un aire extraño pero efectivo. Esto, unido a la competente interpretación de los actores principales, le otorga al film una buena nota. Como punto negativo, decir que vista hoy en día pierde mucho, ya que las escenas que impactaban en su momento ahora resultan demasiado light para los estándares actuales.



Me gusta (0) Reportar

ivankiller

  • 19 Feb 2021

6


Si la sacamos de contexto, Halloween es un icono indiscutible que no envejeció tan bien como mucha gente da a entender.

Antes que nada, tengo que dar crédito donde el crédito es debido, y hay mucho bien del que hablar de la película que popularizó al género slasher y lo envió directamente a la época dorada, siendo la mayor influencia de los films que vinieron poco después. Un ejemplo clarísimo es el uso de asesinos silenciosos (Y generalmente enmascarados) acechando un grupo determinado de personas y ejecutando la famosa formula del ¨Body count¨ (¨Número de muertes¨, donde el propósito de ciertos personajes es morir y mostrar gore/terror/intimidación)
La mascara de Michael es genial, y la forma en la que las cámaras y Myers mismo juegan alrededor de las sombras para esconderse y acechar a su presa con su representativo cuchillo de cocina en mano fue en su momento muy único y esta muy bien hecho.
Las actuaciones están bien, pero quien destaca es no otro que el Doctor Loomis quien también tiene los mejores diálogos, en verdad supo venderle al espectador que Michael es una amenaza creíble y un aterrador villano. Y no puedo terminar de hablar bien de este rodaje sin mencionar el hecho de que tiene una de las mejores canciones en la historia del cine; muy simple, pero muy efectiva, al igual que la película en si. También han sabido compensar por la falta de gore gracias al suspenso que las escenas de muerte tienen antes de que sucedan, además de tener grandiosas escenas como el empalamiento en la pared. Otra vez, el sobresaliente trabajo de cámaras ayudo mucho a mejorar el suspenso, y todavía no he hablado de las excelentes tomas en Primera persona.

Tristemente, Halloween también ha creado los molestos estereotipos que estuvieron alrededor de los ochentas y que más tarde serian una fuente común de parodias, por ejemplo: Personajes tomando estúpidas decisiones como el no rematar a un asesino noqueado, o el asesino mismo que se desmaya al mínimo ataque y se mueve a 2km por hora, el lento ritmo donde estas forzado a escuchar las triviales charlas entre adolescentes (Aunque había muchas escenas de sexo que probablemente no eran tan usuales en su momento) y el sobreuso de sonidos de efecto baratos son alguna de las cosas que hacen de este rodaje uno algo oxidado a esta altura.

Hay quien discute que Halloween fue quien invento y estableció el concepto de la ¨Final Girl¨ pero ese trofeo se lo llevan los escritores del personaje de Olivia Hussey en Black Christmas: Jess Bradford, quien era menos virgen literal y en cuanto a personalidad que Laurie Strode. Hablando de Black Christmas, es la película que influencio en gran medida a Halloween y una que me parece superior en casi todo sentido que ésta, pero el compararlas no es justo en lo absoluto debido a que Halloween uso la mitad de presupuesto que Black Christmas 4 años después, probablemente incluso menos.
A mi entender, Halloween estableció el concepto de una Final Girl VIRGEN, el cual siempre le he tenido sentimientos mixtos. Por un lado: No anda jodiendo por ahí y esta más alerta, pero por otro lado, tiende a estar sola, ¿No hace esto que sea más vulnerable?...

Más allá de todo esto, yo creo que Halloween merece las alabanzas y el titulo de Icono del horror por lo que ha hecho por el género Slasher y por hacer de limones, limonada, pero el decir que esta cinta ha envejecido como un buen vino es más delirante que Don Quijote golpeando Molinos.



Me gusta (2) Reportar

lmbc

  • 17 Jan 2021

8


Me daba perecita verla de nuevo después de tanto tiempo ya que a día de hoy Halloween está un poco desfasada, algo lógico teniendo en cuenta su importancia dentro del mundo del cine y lo que la han copiado las películas del género posteriores.

Prácticamente todo lo que ves ya ha sido copiado. Pero las cosas como son, una película importantísima dentro del mundo del cine, inspiradora y creadora de las reglas del subgénero slasher.

Al rey lo que es del rey



Me gusta (2) Reportar

RHK 2

  • 14 Jan 2021

10


Sin duda para mi la mejor pelicula slasher que haiga visto inspiro a otras peliculas,de esas 3 copiaron demasiado tanto al asesino como al estilo de la pelicula una fue una pelicula que se estreno un año despues de esta que fue un tremendo fracaso,luego viernes 13 parte 1 y parte 2 solo que viernes 13 tuvo mas exito que hallooween haciendose mas famosa que esta,tiene muy buenas actuaciones,mucho suspenso,buenas muertes,un gran asesino que hace causar temor cada vez que aparece y me gusto como Carpenter juega con mychael myers haciendolo parecer un fantasma apareciendo y desapareciendo de la nada, dialogos correctos,una exelente banda sonora que ayuda mucho a crear una buena ambientacion terrorifica,buen ritmo y una trama muy entretenida.
En pocas palabras una obra maestra que recomiendo mucho mi nota 10



Me gusta (1) Reportar

daninudo

  • 1 Nov 2020

9


ES la primera vez que veo esta peli y me gustó mucho primero se nota que es de poco presupuesto pero con eso consiguió atemorizar a gente.

Primero lo que destaca es la música reconocida de John Carpenter es una música que aterroriza, el aspecto de Michael Myers es bastante simple pero aterrador y su silencio asusta mucho.

Destacan tambien la actuación de JAmie Lee Curtis que parece sensación de paranoia y Donald Pleasence como el Doctor Loomis que intenta detener al psicópata



Me gusta (2) Reportar

The Ripper

  • 20 Jul 2020

7


Una de las películas que provocaron el auge del genero Slasher.
Mezcla muy bien el suspense con los asesinatos, eso si, no me ha parecido terrorífica hasta casi al final. Hasta ese entonces es casi todo rato esperar a que llegue la sangre. Un clásico del terror.



Me gusta (1) Reportar

criticas1923

  • 11 May 2020

10


Uno de los clàsicos de terror mejor creados, el personaje de Michael Myers tiene ese toque tan misterioso y a la vez humano (ya que conocimos su historia) que te atrapa de principio a fin, toda la pelìcula es respetable, la actuaciòn de Jamie, la mùsica, la ambientaciòn, como se desarrolla todo, hasta el final mismo, te hacen sentir toda esa tensiòn, siempre que la veo me vuelvo a quitar el sombrero, bravo Carpenter!



Me gusta (1) Reportar

EugeneFarfield

  • 17 Dec 2019

10



Es un muy buen clásico, su atmósfera está bien construida y los personajes son agradable, a pesar de contar con poco presupuesto se convirtió en toda una leyenda. Jamie hace muy buen papel como Laurie Strode y la forma en la que Michael la acosa a lo largo de la película es genial, el Dr Loomis está como personaje de apoyo, pero no esta nada mal, lo que más me gusta de esta película es la ambientación y las escenas memorables, aunque considero que en algunas partes si va algo lenta



Me gusta (1) Reportar

aiyorus

  • 15 Jul 2019

8



Si la puntúo bien es por el nivel de intriga de la atmosfera y la banda sonora.es lenta y carente de profundidad sobre el asesino Que parece de la raza de highlander . regresa uns y otra vez sin explicacion al menos en la primera. . entretiene eso sì. Jamie curtis muy deseable.



Me gusta (1) Reportar

mahotsukai

  • 10 Jun 2019

8



Clásico fundacional e impulsor del slasher moderno estadounidense, dirigido por John Carpenter (“The Fog”, 1980; “The Thing”, 1982; “Big trouble in Little China”, 1986), considerado película de culto.

Michael Myers es un niño de 6 años que vestido de payasito asesina brutalmente a su hermana mayor, después de que ésta tuviera sexo en la casa, en ausencia de sus padres. Luego de 15 años de encierro en un hospital psiquiátrico del cual huye, Michael se desatará en uno de los barrios residenciales del pequeño pueblo de Haddonfield, en donde niños y adolescentes se preparan para celebrar la “Noche de Brujas”.

Tras el inesperado éxito de la segunda película de Carpenter, el thriller pandillero “Assault on Precinct 13” (1976), los productores Irwin Yablans y Moustapha Akkad proponen al futuro director de “The Thing” (1982) la realización de un film sobre un asesino en serie que acosara niñeras, que inicialmente se llamaría “The Babysitter Murders”. Sin embargo, contrariamente a lo que la mayoría del público piensa, “Halloween” (1978) no inventaría el subgénero del slasher, ya que podemos encontrar ejemplos anteriores de películas en las que un asesino acosa y mata adolescentes en “The Last House on the Left” (1972) de Wes Craven “La Masacre de Texas” (1974) de Tobe Hooper y “Black Christmas” (1974) de Bob Clark, pero sí resultaría especialmente efectiva estructuralmente y exitosa en el público de la época, por lo que serviría de molde narrativo para una verdadera avalancha de películas, casi todas de dudosa o nula reputación, pero entre las cuales destacaron y se convirtieron en icónos del subgénero, como las sagas “A Nightmare on Elm Street” (1984-1994) iniciada por Wes Craven y “Friday the 13th” (1980-2009) inaugurada por Sean S. Cunningham.

Con un presupuesto limitado de US$300 mil, Carpenter y su novia entonces, Debra Hill, se pusieron a elaborar el guión tomando como premisa la metáfora de la celebración del Samhain celta, festividad pagana en la que se abre un portal que trae de nuevo los espíritus a la Tierra, y que el Cristianismo había demonizado como la noche en que el infierno abre sus puertas a demonios, fantasmas y otros seres demoníacos. La idea de Carpenter y Hill era exponer que en esa noche la maldad se personificaría impune y fría en la figura de un asesino serial, Michael Myers, que regresaba a las andanzas, después de un hecho escabroso del pasado, en concreto, en su infancia, luego de estar encerrado por más de 15 años.

Una de las características esenciales del guión de “Halloween” (1978) es el suspenso gradual de la acción, que puede resultar lenta por momentos, e incluso cansina para el espectador actual que desea ver al asesino entrar en acción ya, pero que tiene plena justificación en la época de su rodaje. Y es que aparte del gran inicio del film con esa contundente escena en que vemos al pequeño Myers asesinando a su promiscua y voluptuosa hermana para ser sorprendido en la entrada de su casa por sus padres, preveería una película altamente violenta y explícita, además de vertiginosa. Sin embargo, Carpenter opta por sugerir más que mostrar, y en ello no sólo se refiere a escenas explícitas de sangre, sino a la tensión en construcción que desarrolla hasta el primer crimen del Myers adulto.

De la misma manera, Carpenter establecería con este film, y he aquí la razón por la que la película es considerada fundacional, aunque yo diría más bien innovadora e impulsora como ya mencioné en párrafos anteriores, los principios del slasher estadounidense, en donde destacará la trama con adolescentes poco brillantes y cachondos; que privilegian el sexo promiscuo por sobre cualquier otra cosa, en este caso el de adolescentes que trabajan como niñeras pero que termina encamadas con el novio en lugar de cuidar a los niños y, en consecuencia, el sexo como metáfora del pecado que merece ser castigado con la muerte; la chica decente y pura que, contraria a las demás, no busca satisfacerse sexualmente y que termina imponiéndose a la amenaza del asesino; el asesino serial que utilizará una máscara para ocultar su rostro y que asesina con cuchillo, hachas, lanzas y otros objetos punzantes y no punzantes; y la inmortalidad del asesino, lo que simboliza un mal eterno que está más allá de la muerte, y que de paso sustenta la longevidad de las grandes sagas (Saga “Halloween”, 1978-2018; Saga “A Nightmare on Elm Street”, 1984-1994; Saga “Friday the 13th”, 1980-2009).

Ciertamente, la película se toma su tiempo para exponer el escenario actual para los crímenes, Haddonfield, ciudad ficticia fue creada a partir del nombre de la ciudad natal de Debra Hill, en Nueva York. Hay segmentos muy largos para mostrar a los personajes y explicar las relaciones de los chicos que terminarán asesinados, cuyo eje protagónico está en tres adolescentes amigas: Annie, Linda y Laurie, las dos primeras asesinas por estar preparando la fiesta, las dos estranguladas, con las manos y con el cable del teléfono. Para el caso de Bob, el novio de Linda, Carpenter se guardará un asesinato más brutal, cuando Myers deje suspendido con un cuchillo enterrado al joven a la pared. Comentar además que Carpenter tomó los nombres de Laurie Strode y Michael Myers de una ex novia y de un productor que participó en “Assault on Precinct” (1974), mientras que otros nombres son una clara referencia y homenaje a Alfred Hitchcock, considerado padre del thriller, como el nombre de “Dr. Sam Loomis” (el novio de Marion Crane en “Psycho”, 1960) y Tommy Doyle (el teniente detective Thomas J. Doyle de “Rear Window”, 1954).

Sin embargo, el verdadero eje narrativo gira en torno a los personajes de Laurie Strode, el Dr. Sam Loomis y Michael Myers. Laurie Strode representa a la adolescente incorrupta, decente y sensata, diametralmente opuesta a sus amigas Annie y Linda, claros ejemplos de la promiscuidad adolescente, que terminan perdiendo la vida por vivir en la perdición, lo que no deja de ser al fin de cuentas una evidente muestra de una lección de moralidad heredada de los 50 y 60s. De la misma fora, Laurie tiene un instinto maternal (para cuidar y salvar a los niños que cuida) de supervivencia mayor lo que le permite salir realtivamente airosa, aunque herida, de las garras de Myers. Jamie Lee Curtis, de 19 años en ese entonces, se convertiría en una nueva screaming queen, estatus que consolidaría en otras películas de la Saga “Halloween” (1978-2018), “The Fog” (1980) del mismo Carpenter, y “Prom Night” (1980) de Paul Lynch. Mencionar que Lee Curtis es hija de Janet Leigh, actriz que interpreta a la famosa chica que muere a manos de Norman Bates en la ducha en “Psicosis” (1960) de Hitchcock, nunca está demás.

El personaje del Dr. Sam Loomis, en tanto, recuerda al legendario Dr. Abraham Van Helsing y ello no se debe no sólo a la correcta interpretación del reconocido actor británico Donald Pleasence (“The great escape”, 1963; “Phenomena”, 1985; Saga “Halloween”, 1978-1995), sino por su analogía al cazador de vampiros, que en esta ocasión busca cazar al asesino. Carpenter había concebido el personaje de Loomis pensando en Peter Cushing y Christopher Lee, leyendas del cine de terror que rechazaron la oferta de interpretarlo con el bajísimo salario, por lo que es de extrañar que el personaje quedará estructurado en base a estos actores, que recuerdan evidentemente a la Saga “Drácula” de la Hammer (1958-1973). La interpretación de Pleasence (interpretaría un año después a Van Helsing en “Drácula”, 1979, de John Badham) es correcta, sin embargo, en mi opinión, el personaje tiene poca incidencia en la trama, pareciendo más un secundario siendo que es protagonista, incluso en el clímax, en donde interviene directamente. En la secuela “Halloween 2” (1981) de Rick Rosenthal se le vería un poco más activo.

Michael Myers, por su parte, es interpretado por Nick Castle, un amigo cercano de Carpenter en ese tiempo, que terminaría siendo director (“The last starfighter”, 1984; “Major Payne”, 1995). Castle, ayudado por la máscara blanca, proyecta un asesino cruel e inexpresivo, que mata más por gusto que por un motivo de venganza (como Jason Voorhees o Freddy Krueger, por ejemplo). Para el espectador actual que gusta del gore y la brutalidad, podrá parecer aburrido y predecible, no así para aquellos que prefieren el terror psicológico, ya que Myers es ominpresente, es decir, aparece en cualquier lugar, sin importar si es de día o de noche, y menos si hay gente o no en los alrededores para cometer sus crímenes. Una característica que lo convierte en un personaje implacable y ciertamente interesante.

Asimismo, por supuesto que el guión tiene algunos vacíos narrativos y problemas de coherencia, por ejemplo, cómo es que los internos del Smith Grove-Wareen County Sanitarium se paseen por los alrededores y la policía brille por su ausencia, o más aun, que no haya eco en las noticias; que en ningun momento haya referencias a los padres de los niños que las Annie y Laurie cuiden; que el sheriff del pueblo no cuestione al Dr. Loomis que ande cargando un arma como si nada; y como ningún vecino se entere de lo que está pasando con la gritadera de Laurie, aparte del vecino cabroncete que no quiere ayudarla en su huida. De cualquier forma, estos huecos de guión no son más que parte de la narrativa slasher, que coquetea por supuesto con lo sobrenatural (me refiero al asesino en serie inmortal) y que dan cuenta, claro, de otras influencias de su estructura, como es el giallo italiano, cultivado esencialmente por Mario Bava, Dario Argento y Lucio Fulci.

John Carpenter contrató como diseñador de producción y director de arte a Tommy Lee Wallace, futuro director del clásico TV Movie “Stephen King’s It” (1990). Fue Wallace el ideólogo de la emblemática máscara de Michael Myers, ya que compró una máscara del Capitán Kirk de Star Trek tomada del rostro de su intérprete, el legendario William Shatner, que adquirió por la miserable cantidad de US$1.98. Wallace agrandó los agujeros de lo ojos y pinto la máscara con aerosol blanco azulado, que sirvió para otorgarle una apariencia escalofriante e indudablemente fría. De paso, se convertiría en una de las icónicas máscaras de asesinos en serie de la historia del cine y en una de las menos ha recibido retoques. Wallace también fue el encargado de escoger las locaciones en el sur de Pasadena y el cementerio de Sierra Madre, en California.

Uno de los puntos altos del film es su música, compuesta por el propio Carpenter, que el director de “The Thing” (1982) reconoce bebe directamente del legado de la banda sonora de “Psicosis” (1960) y “Suspiria” (1977). La melodía de piano repetitiva, a la que se agrega un sonido bajo siniestro, es simple, pero totalmente efectiva, y ayuda a construir un ambiente angustiante, si bien Carpenter abusa un tanto de ella, incluyéndola aún cuando no hay tensión dramática.

Aunque Carpenter sólo contempló sólo una secuela y estrenara, con Rick Rosenthal en la dirección, la correcta y efectiva secuela “Halloween 2” (1981) la franquicia “Halloween” (1978-2018) terminaría por convertirse en una de las sagas de terror más longevas hasta fecha, en donde diversos productores apostaron por hacer sus propias continuaciones, creando así varias líneas de tiempo o universos narrativos, que tienen a Laurie Strode (“Halloween”, 1978; “Halloween 2”, 1981; Halloween H20: 20 years later”, 1998; “Halloween: Resurrection”, 2002) y el Dr. Loomis (“Halloween”, 1978; “Halloween 2”, 1981; “Halloween 4: The Return of Michael Myers”, 1988; “Halloween 5: The Revenge of Michael Myers”, 1989; “Halloween 6: The Curse of Michael Myers”, 1995) por separado como protagonistas; uno alternativo que prescindió de Michael Myers (“Halloween 3: Season of the Witch”, 1983); uno creado por el músico y cineasta Rob Zombie y sus remakes (“Halloween”, 2007; “Halloween 2”, 2009), y otro que conecta la original con la última entrega (“Halloween”, 1978; “Halloween”, 2018).

En resumen, un clásico definitivo del subgénero, convertida con justo merecimiento en película de culto. Su valor radica principalmente en establecer las directrices de su subgénero, copiadas hasta el cansancio, con pocos resultados realmente destacables salvo algunas joyas de su tiempo como “Friday the 13th” (1980) de Sean S. Cunningham y “A Nightmare on Elm Street” (1984) de Wes Craven.



Me gusta (2) Reportar

asrock3000

  • 13 Jan 2019

7



Halloween es una pelicula de terror y suspenso que se estreno en el año 1978. Esta dirigida por John Carpenter y esta protagonizada por Donald Pleasence y Jamie Lee Curtis.
Michael Myers tan solo tenía seis años cuando asesinó a toda su familia en la noche de Halloween. Tras el terrible suceso, el niño es internado en un psiquiátrico. Han pasado quince años y Michael sigue interno, considerado un peligroso psicópata. Sin embargo, el joven consigue huir del psiquiátrico en la víspera de la fiesta de Halloween, teniendo en mente un único objetivo: regresar a su pueblo para volver a matar. Allí comete una serie de horribles asesinatos sin saber que un médico del manicomio del que escapó le sigue la pista muy de cerca.

Pues a mi me gusta hablar con sinceridad en cada una de las peliculas en las que doy mi opinión, hace como dos o tres años vi esta primera pelicula de Halloween y me pareció una pelicula bastante aburrida, no me gusto porque no habia nada de sangre y porque Myers era un asesino compasivo. Esta fue mi sensación la primera vez que la vi y mas porque venia de una pelicula perteneciente al genero slasher, en ese entonces yo ya habia visto peliculas como Viernes 13, Scream y otras peliculas similares, yo me esperaba ver algo similar a eso y lógicamente que decepcionado, no hace mucho la volví a ver con otros ojos y pues la pelicula en si no estaba del todo mal, fue una gran apuesta del terror para la época pero eso no quiere decir que me parezca una maravilla, no es de mis slashers favoritos pero le tengo gran aprecio por tratarse de la pelicula que dio inicio a una gran cantidad de peliculas con ese mismo estilo, entre ellas Viernes 13.

Esta primera entrega de Halloween fue la responsable de la popularización de las películas de terror y tambien slasher a finales de los setenta y a principios de los años ochenta, todos estamos de acuerdo con eso ya que mas adelante vendrían muchas películas con esta temática y entre ellas se encuentran la que mencione anteriormente. Se dice que Halloween es una obra maestra dentro del genero, ya que tiene buenas dosis de suspenso y un estupendo manejo de la tensión, tiene un ritmo muy lento que no me gusta, y pues ese es uno de los defectos que yo le veo a esta pelicula, y es que ya la he visto tres veces y aburre mucho.

La trama es una simpleza total, típica trama de los slashers, asesino psicópata comúnmente enmascarado que va por ahi con un cuchillo matando gente, tal vez en esta pelicula no hayan tantas muertes y pues eso es lo que la hace diferente, porque en vez de haber muertos por montones se maneja muy bien la tensión en ciertos momentos, dichos momentos son es los que Michael Myers esta presente porque en los otros ni hablar.

Las actuaciones estan mas que aceptables, el que se lleva todos los aplausos es Donald Pleasence, quien es el que interpreta al doctor Samuel Loomis, ya que hace un increíble trabajo que se explotaría en cinco peliculas mas y eso que se habia muerto en la segunda entrega.
Por otra parte tenemos a una jovencisima Jamie Lee Curtis que interpreta a Laurie Strode, que es la típica adolescente en problemas, claro que mas tarde nos daremos cuenta de que esta mujer pinta algo sumamente importante en la historia y pues en la secuela nos dan a entender que es la hermana de Michael Myers

Myers es de los mejores iconos en el genero del horror y del slasher, en esta pelicula se le ve apareciendo y desapareciendo como si fuese un fantasma, algo que ya esta pasado de moda en estos tiempos pero recordemos que la pelicula es de los años setenta, me gusto mas en el remake de Rob Zombie y habrá que verle en la nueva pelicula que esta a punto de estrenarse.

Hay pocas muertes ya que Myers solo asesina a dos o tres personas en toda la pelicula, tampoco hay sangre ni violencia ya que las muertes son bastante sencillas El final me pareció muy bueno, ya que nos muestran esa mítica e inolvidable escena en la que el doctor Sam Loomis le dispara a Michael Myers y este cae por el balcón y en pocos segundos desaparece, una escena memorable y el soundtrack tambien es muy bueno para una buena pelicula de terror como esta.

En definitiva Halloween me ha parecido una buena pelicula la cual le abrió las puertas al genero slasher y eso se le agradece bastante. Es muy buena a pesar de tener un ritmo lento y no podemos negar que con el paso del tiempo Halloween ya se ha convertido en un clásico del terror y bien merecido que se lo tiene.



Me gusta (1) Reportar

El loco de la colina

  • 8 Nov 2018

6


Habiendo mas de 2000 criticas de esta pelicula, poco se puede añadir de informacion, solo la opinion personal de un servidor que la habia visto hace muchos años y la ha refrescado recientemente para poder hacer esta critica.
Sin discutir que esta cinta marco un antes y un despues en el cine de genero, no comparto el entusiasmo general que la colocan en la cuspide del mismo.
Es cierto que a la luz actual su terror queda desvanecido por la truculencia y contundencia de las peliculas actuales.
Pero no es eso lo que hace que me parezca carente de atractivo; es su historia anodina, su desarrollo lentisimo, el hartazgo de que repitan una y otra vez al tipo de la mascara de pie acechando a distancia mientra suenan los acordes famosos de J. Carpenter.
Al menos tuvieron el acierto de no dotar al despreciable Michael de poderes sobrenaturales (obviando el final claro esta, donde se buscaba la continuidad de la saga), como si ha sucedido en las secuelas posteriores.
La idea es buena y tanto es asi, que abrio un nuevo universo en el genero que, como es sabido, se ha explotado hasta la saciedad.
Pero, insisto, no hay una obra maestra, no hay miedo visceral, no hay creatividad en la narracion de los acontecimientos..
En fin, sin desmitificarla, creo que hay mejores exponentes en cuanto al genero se refiere.



Me gusta (3) Reportar

joseone

  • 6 Nov 2018

8


Durante la noche de Halloween, Michael, un niño de seis años, asesina a su familia con un cuchillo de cocina. Es internado en un psiquiátrico del que huye quince años más tarde, precisamente la víspera de Halloween. El psicópata vuelve a su pueblo y comete una serie de asesinatos. Mientras, uno de los médicos del psiquiátrico le sigue la pista.

-Con motivo del estreno de la secuela directa de la original, me he visto obligado a ver toda la saga, comenzando por esta película del maestro John Carpenter del 1978, que está protagonizada por Jamie Lee Curtis como todos sabemos.
Una película que vino después del gran éxito de “La matanza de Texas” de Tobe Hooper, que supuso el primer gran paso al género slasher y que gracias a ella vino esta película de Carpenter, una película que supuso una nueva vuelta de tuerca al género slasher y que a día de hoy es más recordada que la de Hooper, por el simple hecho de que cada año en Halloween aparece esta película y el personaje de por medio, una película que lo primero que vemos, o mejor dicho oímos, es la espectacular banda sonora que compuso Carpenter, que te pone los pelos de punta y que te sumerge en un ambiente de terror excelente, destacando varias cosas a lo largo de los escasos 90 minutos que dura la película, una de ellas son las apariciones de Michael Myers en diferentes puntos a lo largo del metraje observando a Laurie (Jamie Lee Curtis), unas escenas que desprenden miedo, tensión y más con esa banda sonora de fondo que aterroriza y que si bien es cierto que hasta la recta final no suceden cosas importantes como muertes (esa es la contra que la pongo que no pasa gran cosa), la película te mantiene siempre en vilo por esas perturbadoras escenas de un tío con una careta mirando a la protagonista, además con esa careta desprende mucho miedo y se palpa siempre en cada una de las escenas, debido a un rodaje muy bien hecho, sin necesidad de meter música en los momentos más tensos, haciendo que las escenas de tensión y de miedo se incrementen aún más, con una recta final con muertes y con sobre todo un par de sustos bien hechos que se me revolvieron las tripas, con un final aún más perturbador y abierto que te deja con ganas de más o por lo menos de más respuestas a lo que ves.
Con respecto a las contras tengo que decir unas cuantas, la primera de ellas que lo he dicho un poco más arriba, es el hecho de que apenas pasa nada hasta la recta final de la película, solo distintas apariciones de Michael observando a la mujer, además su escapada del manicomio fue bastante superficial y deberían de haber ahondado más en ese tema, por no hablar del poco o nulo guion que tiene, no sabemos por qué persigue a esa chica (algo que se descubre en la segunda) y ese final no es demasiado coherente con lo que sucede con Michael, a no sea que no sea humano, por no hablar de alguna incoherencia en las actuaciones, como en la que “Annie” se queda atrapada en el lavadero, que no llame a la policía la protagonista en algunas situaciones y alguna que otra situación poco inteligente.
En resumidas cuentas, estamos ante una película que supuso un comienzo para los slashers que estamos acostumbrados a ver hoy en día, con un personaje que ya es considerado parte importante del cine, el gran Michael Myers, en una primera entrega terrorífica, impactante, perturbadora, tensa, donde cada escena está cuidada con muchos detalles, el rodaje, la iluminación, todo para que Michael Myers sea terrorífico y lo consigue John Carpenter, con una banda sonora espeluznante y que 40 años más tarde hoy sigue dando miedo e incluso me ha dado dos buenos sustos, aunque las pocas cosas que pasan, las pocas muertes que hay y la escasez de sangre, lo poco trabajado que ha sido la secuencia del manicomio unido a las pocas respuestas que da el guion y alguna que otra incoherencia en las actuaciones y situaciones, la hacen ser una película aún bastante mejorable y por eso no la doy un sobresaliente, pero la verdad que es una película imprescindible en el género del terror como todos ya sabemos. Nota más justa: 8,5/10.



Me gusta (0) Reportar

Sr. Irreverente

  • 30 Oct 2018

8



Esta película no esta llena de cliches, esta película fue tan buena que hizo que otras copiaran lo que DESPUES serian cliches.

Siempre es una experiencia muy gratificante para mi disfrutar de la primera joyita de Carpenter. Una cinta de bajísimo presupuesto que sabia construir una atmósfera lo suficientemente tensa para que te olvidaras de la ausencia de sustos y sangre en pantalla.

La leyenda de uno de los iconos del horror inicia aquí. Michael Myers pasa de ser un ser inocente (niño) a un cuerpo vació que seria poseido por una fuerza maligna definitiva que solo seria saciada con asesinatos que le rendirán culto a su fallecida hermana.

Este film setentero revoluciono el genero en muchos aspectos y si Masacre en Texas ya nos había dado una idea de lo que se venia, Halloween asentó las bases del subgénero Slasher del cual se desprenderían despues otras sagas como Viernes 13 o Scream. Para poder calificar esta película hay que tener en cuenta todo el contexto que la rodeaba y el impacto que causo en la audiencia de ese tiempo (pues la película con un limitado presupuesto de 325,000 dlls recaudo 70,000,000).

Unas actuaciones muy correctas y el numero adecuado de personajes. Una fotografía muy inteligente que hace buena mancuerna con la iluminación, un soundtrack que ya todos sabemos es legendario, y una ambientación muy simple pero muy buena que frecuenta lugares tan cotidianos como un típico vecindario o el interior de las casas en los suburbios. Todo para hacer sentir al espectador frágil e indefenso.

Aunque la trama es muy simple y en términos generales esta bien trabajada, sigo teniendo problemas con agujeros argumentales (Michael sabe conducir?) y la inverosimilitud de algunas situaciones (Myers soltando su cuchillo porque le picaron el ojo). Así como esa falta de brutalidad en las muertes (pues solo hay 5 víctimas y poquísima sangre en todo en metraje).

Un clásico entre los clásicos.



Me gusta (0) Reportar

Onethirtyeight

  • 29 Oct 2018

10


La película símbolo de la Noche de Brujas y todo un clásico en las películas de horror. Todo empezó en 1978 de la mano de John Carpenter y revolucionando el terror con un nuevo género: Slasher. (Cuando el terror es generado por un psicópata asesino).
Michael Myers, un niño psicópata ahora un adulto, he estado encerrado en un sanatorio toda su vida, pero ha escapado y se dirige a su ciudad natal donde todo empezó.
Halloween debe ser una de las películas más simples argumentalmente pero más efectivas, no ahonda en historias secundarias, lo suyo es crear un ambiente de angustia desde el primer momento. Destacaría su inicio uno de los mejores en la historia del cine de terror y es cada aspecto en esta película está muy bien trabajado. Y es por eso que esta película no ha podido ser superada en ninguna de sus secuelas, no pierde el tiempo en explicaciones sino que lo suyo es presentar asesinatos no contar la historia del asesino. Tampoco estaremos llenos de asesinatos y sangre a borbotones acá Myers, calcula sus ataques y los ejecuta con la vehemencia característica de un psicópata de sus magnitudes.
Todo esto es acompañado por una genial Jamie Lee Curtis interpretando a Laurie Strode, una tímida adolescente, vecina de los Myers y por la que Michael siente alguna extraña fijación. Vende el terror con cada grito y expresión que desde el primer momento se siente su incomodidad ante la presencia de Myers.
El pueblo donde se desarrolla la trama cumple los requisitos de pueblito tranquilo estadounidense muy alejado de todo, con poca seguridad donde todos son vecinos y amigos, tan bueno y gris como solitario.
Mención aparte esta la banda sonora de la película hecha por su mismo director, una de las mejores de la historia, el solo escucharla sabemos que la sangre va a correr. Pero no tan solo se limita en el estribillo asesino más clásico de todos los tiempos sino que a lo largo de la película toda escena es acompañada por sonidos tan deprimentes que se extrañan en demasía en las películas de terror actuales.
Estaremos quizás ante el Michael Myers más vulnerable en el sentido de los ataques pero uno de los más psicópatas de todas las secuelas de Halloween porque no es todo asesinato en él sino es un acosador, acrecentando las expectativas ante tan distorsionado personaje.
Película altamente recomendable porque a mi parecer a pesar de tener películas de Halloween buenas, esta es la película más fresca y natural de la saga que transmite todas las sensaciones y ambientación para la noche de Halloween más desgraciada de la historia. Y se tiene que ver sobretodo porque ninguna otra película de la franquicia la ha logrado superar hasta ahora.



Me gusta (1) Reportar

Críticas: 376

Páginas de resultados:


Escribir crítica

Tendencia de puntuaciones

0
1%
1
0%
2
0%
3
0%
4
1%
5
4%
6
7%
7
15%
8
22%
9
17%
10
29%