Ficha It (Eso): Capítulo 2

6.71 - Total: 197

  • No la has puntuado
  • No has insertado crítica
  • No has insertado curiosidades
  • No has insertado ningun error


Críticas de It (Eso): Capítulo 2 (50)




alejandropadula

  • 10 Nov 2019

10


Peliculon impresionante.
A mi me ha fascinado,imposible no gustar tremendo film.
Varios sustos,escenas de escape espectaculares,monstruos por doquier,efectos de primera,personajes aprovechados cada uno con su historia,una explicacion del por que del todo que aunque algunos no queden conforme,yo si ,las muertes hay algunas,pero bien hechas,que mas se puede pedir.
Con la duracion del film es bastante extensa,pero lo vale y el final es realmente bueno.No puedo dar otra puntuacion que no sea un 10.Recomendable a full.



Me gusta (1) Reportar

DE NIRO

  • 27 Oct 2019

8


Una secuela muy digna de su primer capitulo, el club de los perdedores vuelven a reunirse en su pueblo natal Derry, sinceramente no le tenia fe al casting para los adultos pero sin dudas no le erraron, todos los personajes reflejan fielmente la caracteristicas y personalidades de los niños, son casi tres horas que te mantienen en vilo y lo mejor para mi gusto son las escenas de flasbaks donde cada personaje puede recordar que es lo que los motivó a volver y sus miedos más intimos, el pueblito donde se desarrolla la trama está muy bien escenificado y ambientado ya que las escenas de la vida delos niños es en la decada de los noventas, un apartado especial para el actor que interpreta al macabro y terrorifico payaso Peniweyse, desde el comienzo esta cinta es igual de disfrutable que la anterior, porque une el final con el comienzo de esta sin dar tantas explicaciones, tiene suspenso, acción y humor y un cierre perfecto, sin dudas una de las mejores peliculas de terror contemporaneo, su director Andy Muschietti tiene un futuro brillante si sigue en este camino.



Me gusta (0) Reportar

LluísS.

  • 27 Oct 2019

4


Pues me aburrí y mucho. Igual su larga duración y poca intensidad tuvo parte de culpa y digo parte porque todo los demás suma de una manera bastante negativa para dejar esta película como lo que es una mala adaptación.

Y mal ejecutada, ya empezando por los delirantes efectos que me produjeron cierto menosprecio sobretodo cuando vi una copia exacta de la escena de La Cosa de John Carpenter del año 1982 y cuyo resultado es nefasto en comparación, por supuesto. Y el ritmo que imprime su director es bajo, tanto que a veces me tomé la libertad de hacer reiteradas pausas para aliviar mi angustia.

Sin convicción, mostrando poco rigor con el libro y mostrando un Pennywise que definitivamente es enterrado y mal enterrado dentro de un mundo que nació y debió morir en el libro dada la complejidad para reproducir todo el contenido del mismo.

Otra más de King que no me gustó sin duda un autor que no tiene surte en sus adaptaciones cinematográficas, contadas excepciones que son pocas por su larga trayectoria.



Me gusta (0) Reportar

mahotsukai

  • 25 Oct 2019

8



Correcta y efectiva segunda parte de la nueva adaptación de la novela homónima (1986) de Stephen King, dirigida por Andrés Muschietti.

Tras el enorme éxito de crítica y taquilla de “It” (2017), deberían pasar dos años para que Andrés Muschietti trajera “It: Chapter Two” (2019), la esperada segunda parte y final de la espantosa pesadilla que enfrentó a un grupo de 7 niños desadaptados con Pennywise, el implacable payaso bailarín, a quienes habían derrotado momentáneamente a fines de los 80s. Sin embargo, no serían pocas las cuestiones con las que el director de “Mama” (2013) tendría que lidiar en la segunda parte de la adaptación de la clásica novela de Stephen King, y entre éstas se encontraría el encanto y cautivación del relato, el desarrollo temporal de la trama, el sólido ritmo, el espíritu sórdido de los hechos, las opciones del tipo de relato, la complicidad de los actores infantiles y las decisiones dimensionales del tratamiento de sus personajes.

Todos estos elementos, que bien podría enumerarse de acuerdo a importancia, no hacían otra cosa más que exigir un nivel de efectividad que la TV Movie de los 90s, dirigida por Tommy Lee Wallace, había tenido muchas dificultades de obtener y que al final le habían jugado algunas malas pasadas en el resultado final. No cabe duda que Muscchietti siempre tuvo en consideración lo que había ocurrido con “Stephen King’s It” (1990) y que tomó todas las providencias del caso para salir airoso de una aventura cinematográfica que había generado altísimas expectativas en los fanáticos del género y de la novela del escritor de Maine. Sin embargo, lo cierto es que Muschietti mostraría el suficiente oficio y la suficiente inteligencia artística como para hacer que esta secuela fuese lo suficientemente interesante y sólida como para dejar a la mayor parte del público satisfecho, no sin reconocer que “It: Chapter Two” (2019) es esperable y naturalmente un tanto inferior a su precuela.

En primer lugar, el guión de la precuela “It” (2017) había tomado la novela de King desde una perspectiva lineal, es decir, desde el origen de los escabrosos hechos que debieron enfrentar los integrantes de “El Club de los Perdedores” en su infancia, proyectando la continuación de la historia en la secuela, a diferencia de la TV Movie que lo había hecho a partir del regreso de Pennywise y los perdedores convertidos en adultos y en donde Wallace había contado la historia esencialmente a través de flashbacks. Lo interesante de todo esto es que en su momento se le había criticado al director de “Halloween III: Season of Witches” (1983) su incapacidad de mantener el notable ritmo e interés que había mostrado en la primera parte de la TV Movie y que la segunda parte había resentido, por lo que Muschietti apostaría por continuar con el estilo lineal, pero fortaleciendo la trama, que hay que decirlo acusa cierto desgaste inevitable, con flashbacks de la infancia.

En segundo lugar, Muschietti y sus guionistas Gary Dauberman y Jeffrey Jurgensen intentan así respetar uno de los principios más exitosos de la precuela, que es concentrar el grueso de la trama en los aspectos psicoanáliticos de los personajes. Si en “It” (2017) se trataban los miedos palpables y reales que profundizaban en las complicadas vidas de los niños protagonistas, que sufrían intimidación, violencia y abuso naturalizados en una sociedad indiferente, en “It: Chapter Two” (2019) se intentaría retormarlos y abordar sentimientos de culpa y remordimientos del pasado que los habían llevado a abandonar Derry y todo lo que ello significa (familias, amigos, recuerdos, etc.) cuando los espantosos recuerdos de la infancia reflotan y comienzan a hacer estragos en sus vidas adultas.

Sin embargo, si bien es de esperarse que los personajes hayan intentado despojarse de esos miedos al abandonar el pueblo y derechamente borrar el recuerdo de Pennywise, el guión caerá en la tentación de darle mayor prioridad a las escenas espantosas y dejar un tanto de lado el aspecto psicoanalítico tan bien desarrollado en la precuela, desperdiciando de alguna forma la oportunidad de profundizar en el drama de estos adultos exitosos que, después de una llamada telefónica, ven cómo se despedaza un presente exitoso. Algunos alegarán que es demasiado complicado batallar con el evidente desgaste que supone seguir explorando el mismo principio narrativo, pero otros creemos que definitivamente era la oportunidad para que Muschietti se despegara un tanto de la novela y asumiera riesgos personales que le hubiesen dado a “It: Chapter Two” (2019) una naturaleza fílmica más legendaria al explorar el horror supremo enquistado en el drama.

Quizás, y esto nos lleva a un tercer aspecto, la decisión de Muschietti y sus guionistas de optar por proponer una total ammesia en los perdedores de los espantosos hechos que sufrieron en la infancia, a excepción de Mike, terminaría por cortar todo intento por abordar esta dirección, sin embargo, Muschietti justificaría esta decisión señalando que una vez que la amenaza ha sido controlada y destruida, los sobrevivientes sí recuperarían todo recuerdo, ya que una vez habiendo enfrentado sus pasados y acabado con Pennywise, no tendrían ningún impedimiento que les permitiese sanarse y dejar ir esos recuerdos. En mi opinión, constituye un error un tanto simplista, aunque esperable y deducible que pone los objetivos pragmáticos de la historia (el terror) por sobre el thriller sobrenatural que ostenta la precuela.

Aún así, y en cuarto lugar, una de las cuestiones que preocupó a Muschietti era que el morbo de ver a Pennywise enfrentando a los niños no replicara con la misma intensidad que el reencuentro de éstos siendo adultos y la abominable criatura, algo por lo que pasó “Stephen King’s It” (1990). Es por eso que el director argentino inserta flashbacks de la infancia para aminorar el desgaste que tiene el hecho de que el espectador conciba el horror desde otra perspectiva, una más normalizada. Pero lo que hace que el film funcione en este aspecto será la decisión de separar, reunir, separar y volver a unir a los perdedores. De esta forma, a las escenas en que se muestra el presente de cada uno y cómo se enteran de que Pennywise ha regresado, seguirá el anhelado reencuentro, luego la separación que vuelve a darse para que cada personaje enfrente y derrote sus miedos personales, y finalmente la mancomunión de fuerzas que se requiere para conjurar y extirpar el mal de una vez por todas.

Como extensión del punto anterior, vale destacar otras decisiones narrativas del guión de Daubermann y Jurgensen respecto a los personajes y situaciones de la novela, que hubiesen espesado y aletargado el ritmo del film. Por ejemplo, el hecho de prescindir del personaje de Audra, la esposa de Bill, que de plano llevaría a Muschietti a restarle intensidad a los sentimientos entre el exitoso escritor y Beverly en su reencuentro. O una aparición explícita o al menos una mayor relevancia al personaje de Maturin, que atentaba contra la lógica de una historia de por sí ya bastante sobrenatural, resuelto por el director de buena forma ya que no afecta a la secuencia del ritual. Pero principalmente a la decisión de hacer cierta justicia y reivindicación al personaje de Stan, que en la TV Movie queda bastante mal parado respecto a sus compañeros por ser el único en no regresar y suicidarse: en “It: Chapter Two” (2019), por el contrario, se explica que la decisión de Stan no es una cuestión de egoismo o de cobardia, sino de coraje y generosidad con el resto de sus amigos para cumplir el objetivo final.

Un sexto elemento que también Muschietti aboga por mantener de “It” (2017) es presentar un contexto situacional con absoluta falta de autoridad estatal y policial, una verdadera metáfora de la impunidad y el desemparo. Nuevamente no vemos policías investigando qué está pasando en Derry y sus habitantes interactúando, pero sin establecer vínculos medianamente cercanos. Reincide la sensación que el mal está demasiado arraigado alimentándose de violencia e indiferencia de la sociedad. Si en la precuela veíamos toda esa vorágine de violencia psicológica contra los protagonistas infantiles (tragedias familiares, incesto, manipulación psicológica, bullying y un largo etc.) en esta segunda parte no es menor la violencia psicológica como la tormentosa relación de pareja de Beverly y el autoflagelo de Bill respecto a la muerte de Georgie, sin que falten ejemplos de violencia física, como en la escena en que un grupo de jóvenes homofóbicos atacan a una pareja de homosexuales hasta dejarlos prácticamente muertos, el escape de Bowers del psiquiátrico y su ataque a Mike, entre otras cuestiones.

Por otra parte, la clasificación R (mayores de 17 años) auguraba que el film contendría más escenas violentas que su secuela. A la mencionada escena en que una pareja sexual es brutalmente golpeada por un grupo de homofóbicos para luego ser atacados por Pennywise, Muschietti sumará con gran efectividad, hay que decirlo, otras secuencias como el ataque de Pennywise a un niña bajo una tarima (escena que recuerda al ataque de Georgie), la increíble pesadilla sanguinolienta de Beverly al más puro estilo “Carrie” (1974), el violento recuerdo del fallido Ritual de Chüd realizado por aborígenes americanos, la brutal muerte de Dean en la sala de espejos ante la impotencia de Bill y, por supuesto, el sangriendo epílogo que enfrenta a Pennywise y los perdedores en donde juegan sus últimas cartas de supervivencia.

A propósito de Pennywise, una de las claves del interés que el film despierta y consigue del espectador, a pesar de los típicos vicios de narración en los que cae, es la variedad de formas en que el payaso bailarín se hace presente. Si en “It” (2017) se arregló para materializarse en los miedos más primigenios de los perdedores en su faceta infantil como la coulrofobia, a las enfermedades contagiosas, a la sexualidad, etc., en “It: Chapter Two” (2019) lo hará recurriendo a personas que marcaron su infancia de una forma trágica y culposa (como Georgie en caso de Bill y la señora Kersch en el caso de Beverly), una forma violenta y bullyística (como la reaparición de Patrick Hockstetter y Henry Bowers) y de una forma simbólicamente aterradora (como la aparición de Pennywise como Bob Grey vestido de payaso, de leproso, de bruja de Hansel y Gretel, entre otras). Dentro de este último conjunto de representación, no cabe duda que la más impactante en el libro es la de Pennywise convertido en una monstruosa araña extraterrestre.

Y este punto nos lleva, entonces, a uno de los aspectos más controversiales del film, que es el de los efectos especiales a cargo de Atomic Arts y Method Studios. No son pocos los que critican a “It: Chapter Two” (2019) de tener exceso de CGI, por ejemplo, al utilizarse en algunos aspectos que pudieron haberse concretado con un mejor maquillaje, como el envejecimiento que se hizo de los actores adolescentes de la precuela para hacerlos coincidir con las fisonomías de los actores adultos, o la secuencia del Ritual de Chüd que se ve demasiado digital, aunque se trate de un film de fantasia. Como sea, Muschietti terminará resolviendo el epílogo de una forma efectiva y satisfactoria con Pennywise convertido en la mencionada araña gigante devoradora enfrentando a los perdedores. No podía de ser de otra forma, en todo caso: la principal crítica a la TV Movie de principios de los 90s había sido su deficiente clímax con la araña mecánica operada a stop-motion, que había envejecido muy mal. Muschietti, a diferencia de Wallace, sí pudo contar con la tecnología necesaria para la dantesca escena y, en mi opinión, no defrauda.

Un punto en el que parece no haber cuestionamientos es de la elección de reparto. Jessica Chastain (“The Help”, 2011; “Crimson Peak”, 2015) fue la primera actriz confirmada del film y no podía de ser de otra forma, ya que la bella californiana se mueve a sus anchas en un género por el cual siempre ha mostrado preferencia. Su interpretación de Bervely muestra la amplia capacidad de registros que posee, en donde la fragilidad y el coraje surgen en los momentos más necesarios. James McAvoy (“Split”, 2017), en tanto, satisface las expectativas que el público tenía del exitoso escritor Bill Denbrough, en especial porque a diferencia del personaje de la TV Movie, el líder de los perdedores se ve bastante más disperso e inmerso dentro de sus propios problemas, lo que da una dimensión más humana al atormentado novelista. Confirmando su adhesión al reparto en abril de 2018 junto a McAvoy, nos encontramos a un sorprendente Bill Hader, icónico comediante de Saturday Night Live y co-creador y protagonista de la serie “Barry” (2018-2019). Probablemente, Hader es el punto más alto del reparto gracias a su particular carisma y su gran capacidad de resumir en el personaje de Richie Tozier el espíritu más primigenio del integrante promedio del “Club de los Perdedores”, un personaje atormentado, crítico y sarcástico, además de locuaz.

El resto de los integrantes del club en sus versiones adultas fueron encarnados por Jay Ryan (“Lou”, 2010) para Ben Hanscom, Isaiah Mustafa (Serie “Shadowhunters”, 2016-2019) para Mike Hanlon, James Ransone (“Sinister”, 2012) para Eddie Kaspbrak y Andy Bean (Serie “Power”, 2014-a la fecha) para Stanley Uris. Cada uno, en líneas generales, llena satisfactoria las expectativas y cumplen con el perfil que las versiones adultas de los perdedores habían generado. Teach Grant (“The Tall Man”, 2012), en tanto, interpretó al internado psicótico Henry Bowers, que en mi opinión merecía más pantalla.

El reparto adolescente de la precuela estuvo presente en algunas escenas de flashbacks y otras secuencias simbólicas encabezadas por Fin Wolfhard (Serie “Stranger Things”, 2016-) quien interpreta a Richie Tozier; la sorprendente Sophia Lillis (“37”, 2016) como Beverly Marsh; Jaeden W. Lieberher (“St. Vincent”, 2014) como Bill Denbrough; Jack D. Grazer (“Tales of Halloween”, 2015) como Eddie Kaspbrak; Jeremy R. Taylor (“Ant-Man”, 2015) como Ben Hanscom, Wyatt Oleff (“Guardianes de la Galaxia”, 2014) como Stan Uris; Chosen Jacobs (“Hooky”, 2016) como Mike Hanlon; y Nicholas W. Hamilton (“The Dark Tower”, 2017) como Henry Bowers.

Despojado ya del factor sorpresa y zanjada la polémica comparación con el gran Tim Curry, Bill Skarsgård tenía que necesariamente consolidar su sorprendente actuación en la precuela “It” (2017), por lo que la presión era bastante alta. Con la promesa de Muschietti de que el payaso balarín tendría más minutos en pantalla, teniendo en cuantas las escenas del actor sueco y las recreadas por CGI, el personaje sí se muestra más sanguinario y retorcido en sus ataques, a la par que nunca deja de lado los exitosos recursos físicos que empleó en la precuela, como imitar estrabismo (ojos bizcos) y gestualizar, además de su imponente estatura. Skarsgård también se dio mañana de aparecer en un segundo papel como Bob Grey, la otra de las manifestaciones humanas de Pennywise y que, en honor a la verdad, a pesar de los pocos minutos en escena, resulta tan interesante como perturbadora.

El score nuevamente estuvo a cargo de Benjamin Wallfisch (“Bladerunner 2049”, 2017) quien reincide en el sinfonismo clásico más terrorífico, retomando algunas melodías de la precuela para complejizar sus notas, en palabras del músico “a modo de una maduración, una maduración que tomó 27 años”. Con una orquesta de 100 músicos y un coro de 40 integrantes, la partitura de la secuela supera a su predecesora por su ambiciosa concepción del horror, en donde los coros definitivamente hacen la diferencia, incluso en las escenas en las que no hay música, se escuchan voces penando de allá para acá sin dejar espacio para el descanso auditivo del espectador.

“It: Chapter Two” (2019) no tuvo el mismo recibimiento de la crítica que tuvo su precuela, siendo la opinión de estos bastante más moderada respecto a sus virtudes, sin embargo, repetiría el batacazo comercial de la primera entrega con prácticamente US$450 millones, que la sindican como una de las películas de terror más taquilleras del presente siglo.

En resumen, una segunda parte y final efectiva y satisfactoria, que a pesar de tener un tratamiento narrativo un poco menos elaborado y acusar cierto desgaste, tiene su mayor mérito en el trabajo visual y la habilidad de su director para llevar al espectador por derroteros ciertamente terroríficos, además cerrar de mucho mejor forma y efectividad la anterior adaptación de los 90s.

https://cineramica.blogspot.com/



Me gusta (0) Reportar

Miguel Arkangel

  • 15 Oct 2019

7


“Somos perdedores, y siempre lo seremos”.

t: Capítulo 2 comienza muy bien, con una potente escena inicial; luego veremos una escena realmente aterradora, el encuentro que tiene una niña con ¨Eso¨ bajo unas gradas; y, la perturbadora escena en la casa de los espejos de una feria. Me parecieron escenas escalofriantes, muy bien rodadas, que son de lo mejor de este film.

Y es que sin el plus de tener a niños protagonizando la cinta, las cosas se ponían un poco difíciles a Andy Muschietti. Pero el reparto resultó muy bien elegido (Jessica Chastain, James McAvoy, Bill Hader), la trama no se reduce a una historia de terror y busca emocionar al espectador recurriendo a valores como la amistad, el valor, el compañerismo, e incluso se anima mostrando más acción, sangre y muertes más explicitas.

Creo que ya a estas alturas, todos conocemos el desarrollo de la historia escita por Stephen King, por lo que Muschietti prefiere echar mano de una imaginería visual sofisticada y potente, aunque a veces se enreda en ciertas subtramas. El recurso de los flashbacks y las escenas de Penniwyse nuevamente utilizando los traumas infantiles para atacar a sus víctimas nos suena a canción conocida.

El film hace alarde de un descomunal diseño de producción, nos muestra una nutrida galería de monstruos y unos espectaculares Fxs, por lo que al final tenemos un horror-blockbuster, bastante efectivo y entretenido, con claroscuros, pero que resulta un digno final para este díptico.



Me gusta (0) Reportar

daninudo

  • 13 Oct 2019

7


Segunda parte donde transcurre cuando el club de Perdedores son adultos.


Es un poco mejor que la pelicula original pero no supera a su primera parte

Las actuaciones hacen como si viese la personalidad de los niños

Lo malo es que el final era más emocionante en el primer film y habías escenas ridículas que hacía más gracia que miedo



Me gusta (1) Reportar

juampis99

  • 8 Oct 2019

7


Buena continuacion de este tenebroso personaje, sin embargo digo cosas positivas y negativas, los pro son las escenas de miedo con cosas frikis, que por momentos me hacia acordar a evil dead y que el payaso se coma de un bocado a los pibitos, y la contra es que es demasiado larga y tiene mucho contenido de mas, con 1 hora 40 hubiese estado perfecto, ....en fin me gusto, pero me gusto mas la primera, y como aniquilan a este temible payaso me parecio correcto mi puntaje es un 7.5 Gracias. recomendable.



Me gusta (0) Reportar

franjadimo

  • 4 Oct 2019

7


En cuanto a historia y terror esta un poco por debajo que la anterior ya que aquí se alarga muchas escenas que si hubiesen sido mas cortas no habría afectado la película, lo que si es bastante bueno son las estupendas actuaciones ya que aquí los protagonistas adultos se parecen muchísimo a los niños y cada actor se desenvuelve bien con su personaje mostrando conflictos internos y también que fue de sus vidas aclarando algunos aspectos que en la primera parte habían quedado algo inconclusos. BILL SKARSGÅRD como Pennywise sigue siendo increíble y tiene buenos sustos con buenos efectos que hacen una película llamativa, lo que sale sobrando es cierto humor que para mi no era necesario, y su final me gusto ya que le da un buen cierre a esta buena historia poniendo fin a este aterrador personaje.



Me gusta (1) Reportar

Kong 8 Maravilla

  • 3 Oct 2019

6


Cuando los globos dejan de flotar...

IT Chapter Two comete el error de extender demasiado gran parte de escenas y hay momentos que ha simple vista se nota que son solo de relleno... recurren al mismo modo de susto todo el maldito tiempo, si, el típico screamer de que algo aparece detrás tuyo... Pennywise no se siente tan motivado como en la primera, Henry Bowers es un total desperdicio, bien pudieron contar la historia sin él. Aún recuerdo cuando la vi en cine y como en las escenas que pretendían ser ¨incómodas¨ todos en la sala se mataban a carcajadas, lamentable.

Ese final de como derrotan a Pennywise, una total vergüenza.

Un 5.7/10



Me gusta (1) Reportar

joseone

  • 2 Oct 2019

7


Han pasado casi 30 años desde que el ¨Club de los Perdedores¨, formado por Bill, Berverly, Richie, Ben, Eddie, Mike y Stanley, se enfrentaran al macabro y despiadado Pennywise (Bill Skarsgård). En cuanto tuvieron oportunidad, abandonaron el pueblo de Derry, en el estado de Maine, que tantos problemas les había ocasionado. Sin embargo, ahora, siendo adultos, parece que no pueden escapar de su pasado. Todos deberán enfrentarse de nuevo al temible payaso para descubrir si de verdad están preparados para superar sus traumas de la infancia.

-Dos años después de estrenarse la primera entrega que fue un remake de la miniserie de los 90, llega la segunda parte, como en la novela y en la miniserie, donde ya los niños se han hecho grandes y de nuevo después de 27 años, vuelve “It” a aterrorizarles. Una segunda entrega que está dirigida de nuevo por Andy Muschietti y protagonizada por Jessica Chastain, James McAvoy como máximos conocidos o también por Isaiah Mustafa que ahora me entero de que es el protagonista del anuncio publicitario “Old Spice”, James Ransone, Jay Ryan (“La bella y la bestia”) y Bill Hader (“Barry”), entre otros. Después de la interesante primera entrega y consiguiendo la mejor taquilla de la historia en una película de terror, no me resultó demasiado convincente, debido a pocos momentos de terror, siendo algo más un drama que algo de miedo, aunque tiene momentos que eso no quita que no haya terror y monstruos, pero me dejó con ganas de haber visto algo más salvaje y esta segunda entrega consiguen lo que la primera no consiguió mucho: aterrorizar y dar algunos que otros sustos.
Esta segunda entrega empieza como terminó la otra, que si volviera “Eso”, volverían a reunirse y empieza con dos escenas un tanto polémicas hoy en día y también un tanto cruel, como un caso de violencia de género y otro caso homófobo que encima termina mal para una de las víctimas, aunque aparece “It” para ofrecer una tremenda escena gore y de miedo, para poco a poco pasar un metraje poco atrapante hasta que se reúnen, con minutos que sobran, (perfectamente media hora en total) pero como van sucediendo casi a los pocos minutos una escena de tensión, miedo, con diferentes criaturas y con sustos, pues la verdad que hace que casi no mires la hora de lo bien que te lo estás pasando, con algunas escenas que te pegan un buen susto, otras de psicopatía y locura bien hechas y otras donde Pennywise está bastante mejor que en la anterior, aquí ejerce más papel protagonista y eso gusta de ver, porque ofrece más miedo y alguna escena de gore, aunque tampoco muchas, yo quería a veces algo más violento, aunque tiene demasiados momentos de humor que la lastran a la película en general, no puede ser que en casi cada escena de tensión o miedo, aparezca el típico chiste de uno de los protagonistas, que vale, te ríes pero dices: “oye, es una película de terror, no una comedia”, haciendo que en algunos momentos te haga reír más que dar miedo el payaso y eso en una película de terror si pasa es que algo no funciona; con un final bastante llamativo, inquietante y loco que cierra ya la historia; aunque ya sabemos que harán otra entrega, ya sea precuela o secuela, porque el resultado en taquilla también ha sido muy bueno y en las críticas tampoco ha estado nada mal.
Haciendo en definitiva que sea una película de terror que te lo pasas bien, o mal, como se diga en este género, con acumulaciones de escenas de tensión, terror, locura, psicopatía, monstruos y sustos a partes iguales que contentarán a todos los gustos, con alguna escenas de gore entre medias y un payaso que aquí sí que da más miedo que en la anterior, con unas actuaciones que están bien hechas, tampoco es que destaquen mucho, pero cada uno ejerce un buen papel y alternando algunos flashbacks que quedan bien, superando a la antecesora en todo y siendo una película de 2 horas 40 minutos que la verdad no se te hacen muy pesadas, es cierto que le sobra media hora y que no debería de haber tenido tantas escenas de humor, yo creo que si hubieran cuidado el humor, estaríamos hablando de una joyita de terror, aún así, esta película sí que es una buena película de terror recomendable para pasar unos malos ratos.



Me gusta (1) Reportar

x1X

  • 2 Oct 2019

4


No pensaba verla en el cine pero me invitaron y accedí. Sabía a lo que me enfrentaba después de las críticas y la primera a mí no me pareció nada del otro mundo como a la mayoría, la verdad. Sin duda, es mejor la serie televisa con un costo limitado y unos efectos caseros.

Aquí se han sacado de la manga el 99% de la película que nada o poco tienen que ver con el libro. Eso sí, en la primera eché en falta la escena de los abusones contra los muchachos homosexuales, ya que cuando leí el libro me impactó de la manera tan gráfica y malvada en la que la redactó el sr. King. En la película no me generó ni la mitad del libro y eso que es relativamente similar. El resto es que es un absurdo con flashbacks a mansalva, escenas cargadas de humor que restan aún más seriedad al producto, efectos hiperdigitalizados que cantan a leguas y bastante sopor en todo su desarrollo.

El payaso aparece 20 minutos en una película de dos horas y media y el final del payaso araña y posteriormente IT convertido en un huevo frito me dio muchísima risa, literalmente. Aquí más que It se ha convertido en una especie de pseudo Pesadilla en Elm Street y posteriormente tira hacia Harry Potter.

Muy mal producto, sinceramente. Todo es digital, escenas de relleno y poco más. Ver y olvidar. No aprueba.



Me gusta (2) Reportar

Abducido

  • 30 Sep 2019

5


La película cumple ¨hasta ahí¨. Arranquemos diciendo eso. Sigamos...
Penywise realmente aparece muy poco dado a la duración del film. (tranquilamente podría haber sido mas corta).
Sumarle tantos chistes en situaciones que de ¨a poquito¨ te van atrapando resta definitivamente muchísimo. Que le quisieron dar onda ¨pochoclera¨ tipo USA??? Es Penywise!!!
En una rápida mirada uno podría decir que algunas partes se hicieron a los ponchazos.
Los actores no están mal.... pero uno no llega a empatizar con ellos...demasiado chiste en situaciones limites (para ellos) y eso te devuelve a que estas mirando una película de un payaso q se come pibitos.
Conclusión: Aprueba hasta ahi. Por los efectos. La actuación de algunos pocos.
El final bordea el patetismo.
Una lastima.



Me gusta (1) Reportar

FC: Cine con Ganas!

  • 28 Sep 2019

7


En lo que disfrute se refiere esta al nivel de la primera, sin embargo en lo que ha narrativa se refiere, cae en su comparación, aunque por ello no deja de ser una digna y efervescente secuela que lograra emocionar a más de uno.

PS: el elenco esta de 10, se agradece que incluyeran más escenas con pennywise, aunque nunca es suficiente, además, una aplauso a Bill Hader, que personaje!.



Me gusta (0) Reportar

Drako Zombie

  • 26 Sep 2019

6


Que rayoz paso aquí?
Se supone que era una de las películas de terror más prometedoras de este año, y terminé pareciendo un bebé de Scary movie, si tambien esto fue un error un la primera (la comedia)
Aquí abusaron, es casi más de lo mismo que la primera, solo que ahora con adultos y con un poco de shippeo gay, porque?
Obviamente, porque tienen que ser muy incluyentes y como ya no pudieron hacer una Beverly Negra, hizieron un Richie y Stanley gays (y por cierto en ninguna parte de el libro de It, da tales insinuaciones) lo único bueno es que aquí Bill Skargard se luce más con su papel de Pennywise, pero es más de lo mismo que la primera solo con errores más notables y también me disgusto mucho la versión adulta de Billy, no sólo porque no tienen ningún parecido los 2 actores, si no que la versión adulta sí dio una mala actuación...



Me gusta (1) Reportar

horror_experto

  • 23 Sep 2019

7


IT 2:

Repitiendo misma formula pero cambiando el concepto,esa es la idea principal de la sécula de IT(2017).El concepto aqui es mostrar una conclusión de la historia mas relajada con una exagerada y cortarollos cantidad de chistes despues de cada susto (supongo que para relajar el ambiente pero también para traer a un publico mas joven),sinceramente una técnica sin sentido dado que la primera demostró que no es necesario y además de que estamos ante una película de terror teóricamente y no una comedia.Tal cantidad de humor hace tirar a la pelicula hacia un tipo de tren de la bruja y no la historia terrorifica que deberia ser . Bill Skarsgård se roba la película actoralmente (y sean realmente los únicos momentos que merezca la pena los que aparece el). dado que el resto de adultos no pega ninguno como su personaje y parecen estar en piloto automatico mencion especial a Jessica Chastain siendo tan sosa como siempre.

Duración no necesaria con escenas que solo sirven para que si has leído el libro saques una sonrisa pero no tienen punto final en la trama de la película(si vas a monstrar algo de peso en el libro para luego no explicarlo,mejor déjalo en la mesa de montar y lo mismo con personajes que el libro son importantes pero aqui son casi un cameo),pero es de agradecer que a pesar de su duración no decae el ritmo que mantiene en esas 3 horas innecesarias pero entretenidas.Paredce ser que no tomaron nota de lo que funciono en la primera pero si que se nota el trato especial de como estra trazado el desarrollo de el club de los perdedores que son llevados y evolucionados de forma genial y con una buena actuaccion hubiera sido la guinda del pastel,curiosamente los ¨cameos¨ de los jovenes actores son lo mejor de la peli.

FX por ordenador cantosos pero correctos como se podria decir de todo de la pelicula ,no es el cierre que mereciamos pero si un cierre correcto que almenos queda el alivio de que no han tirado todo por tierra y que han podido darnos almenos en conjunto una adaptacion muy digna a la par de con una factura de iluminacion alucinatemente cuidada que hace meterte en Derry y podemos definir como correcta pero algo decepcionante.Mi nota :

6.5/10.



Me gusta (1) Reportar

Black Metal

  • 23 Sep 2019

8



Si bien es cierto que el primer capitulo dejó el listón muy alto; todos los elementos que la acompañaron (actuaciones, decorados, ambientación, banda sonora, etc.) fueron propicios para llevarse el gato al agua y convencer al público, e incluso a incondicionales de Stephen King.

Tratándose de la secuela era de suponer que, como en el libro o en la miniserie de los noventa, la historia giraría en torno al club de los perdedores una vez como adultos y lejos de Derry, habiendo olvidado por completo lo que ocurrió durante su traumática infancia; más que olvidar, lo habían guardado tan profundamente en su interior que ya ni lo recordaban en sus actuales vidas.

El horror de Derry reaparece y es entonces cuando el juramento que hicieron cuando eran niños y derrotaron al payaso, hace que se reúnan para derrotarlo definitivamente. Pero para ello deben volver a enfrentarse a sus miedos.

Contando con un buen reparto, el nivel no es el esperado; los muchachos del primer capítulo lo bordaron pese a su escasa experiencia, y en cambio, los interpretes en está secuela son muy irregulares.

Las apariciones de IT también son muy breves, se decantan mayormente por los horrores de los miedos de los protagonistas, horrores con diversas formas. En cambio el payaso no tiende a ser lo más visto en esos miedos.

Aún con todo, la película logra asustar y causar una sensación de terror brutal; secuencias espectaculares como Pennywise y la niña bajo las gradas, e incluso Pennywise rescatando al moribundo Adrián del río para luego devorarlo, son escalofriantes.

La ambientación vuelve a homenajear al cine de los ochenta, y también hace guiños a personajes importantes de la novela que no han tenido cabida en la película, como ¨la tortuga¨.

En su fase final, los fuegos fatuos, las explicaciones de ¨¿de dónde procede¨ o ¨¿quién es realmente?¨. Aunque no tan en profundidad, causan cierto interés y como espectador, te dejan intrigado con el misterio.

Su duración para nada afecta a la calidad. Es razonable que con el capítulo primero, y las casi tres horas de esté segundo capítulo, no sean suficientes para adaptar una novela tan extensa como el ¨IT¨ de Stephen King.
Aún así es plausible el trabajo aquí realizado, y en conjunto con la anterior. El esfuerzo ha sido excepcional.
¿Podría ser mejor?
Tal vez sí, pero quiero suponer que el metraje final entre recortes y falta de presupuesto, no ha podido dar más. Y lo ofrecido tampoco decepciona, en mi caso al menos.



Me gusta (2) Reportar

Ryo

  • 23 Sep 2019

6


Tengo la misma opinion que la mayoria.La primera me encanto,me parecio una bocanada de aire fresco.Esta segunda parte me decepcionò.
Antes de entrar a ver la pelicula ya tenia la sensacion de que la parte de los Perdedores de adultos no seria tan interesante como cuando eran niños y no me equivoque.Algunos chistes buenos,otros muy malos y encima mal encajados,Pennywise brilla por sus ausencia(en una pelicula de 2 horas 49 minutos creo que sale 6 o 7 veces) y muchas partes que sobran.
No me resulto carismatico ningun personaje excepto Richie,que como dijeron por ahi se come la pelicula y es el unico que termina cayendo simpatico.
Flojo cierre,una pena,la primera le saca varios cuerpos de ventaja.



Me gusta (1) Reportar

EchelonForce

  • 20 Sep 2019

10


No hay mucho que decir de esta pelicula.Excepto que elimina cosas que no son tan importantes de la novela,para homenajear al principio de los 90 y otras cosas.Con cambios que se veian venir en el libro,Andy Muschietti,indudablemente nos ha dado el verdadero It.Adaptando correctamente todo lo que la mediocre miniserie de Tommy Lee Wallace,no hizo.

10/10.Que no se ponga la gente pesada que si tres horas que si leches.Quitando mas y dejarlo a una vergonzosa 2h 15 minutos ya le meterias una puñalada a Stephen King.Por fin han honrado a Stephen King y dar al fan acerrimo del libro lo que deseaba.



Me gusta (0) Reportar

JoseBallack

  • 19 Sep 2019

7



Andy Muschietti nos vuelve a traer la continuación de It, el segundo capítulo de la misma historia y bloque del libro de Stephen King. Sinceramente disfrute más la primera entrega que esté digno cierre. Nuevamente como adaptación tiene muchas lagunas y libertades, pero aún así, y pese a sus tres horas de duración, me ha gustado y la he disfrutado mucho.

Las actuaciones, son buenas y cuenta con un grandísimo reparto, en el Club de los Perdedores tenemos a James McAvoy como Bill Denbrough, sinceramente me esperaba mucho más de él, si es cierto que está bien, pero no es su mejor papel, Jessica Chastain como Beverly Marsh, está bien, aunque destaca más por lo guapa que es, que por su protagonismo, Jay Ryan como Ben Hanscom, está correcto, gran cambio del personaje, Bill Hader como Richie Tozier, sin lugar a dudas el mejor de todos, se come la pantalla, da gusto verlo y se roba todas las escenas, de lo mejor del film, James Ransone como Eddie Kaspbrak, está muy bien, y sigue transmitiendo sus manías, Isaiah Mustafa como Mike Hanlon, está genial, gana mucho protagonismo y Andy Bean como Stanley Uris, poco se puede decir de él, ya que cuenta con poca participación, y como antagonistas, Teach Grant como Henry Bowers, está bien, aunque transmitía más de niño y Bill Skarsgård como Pennywise, simplemente brutal, lo que transmite y su caracterización es magistral.

El guión, nuevamente principal contratiempo de la cinta, en parte por su libre entre comillas adaptación de la novela, e aquí su principal problema, aunque en general está bien desarrollada. Y como viene siendo en la novela, en el segundo bloque, Pennywise pierde mucho protagonismo, haciendo casi exclusivo a los Perdedores adultos, y en la cinta esté inconveniente lo sufre, haciéndola más genérica y atípica, sobre todo con su gran potencial y lo desperdiciado que llega a ser. Como ya pasó con la anterior, tiene un impresionante comienzo con el tema de la homofobia y la aparición de Pennywise, y que por desgracia nuevamente, la cinta parecía que marcaria su proyección, pero que exceptuando algunas escenas esporádicas, no ha sido así. La historia se sigue dividiendo en dos bloques, el primero se centra 27 años después de lo ocurrido en Derry, cada perdedor tiene su vida echa y alejados y olvidados de todo lo ocurrido de niños, a excepción de Mike, que ve que a vuelto Pennywise y decide llamar a los demás para volverle ha hacerle frente, el segundo sube más el listón y se centra ya en la vuelta de todos a Derry, donde dan comienzo sus recuerdo y sobre todo sus temores, donde cada uno va teniendo una experiencia traumática con Pennywise, y donde deciden practicar el Rito de Chüd, aunque nuevamente vuelve a decaer cuando regresa a la casa de Neibolt Street, donde vuelven a parecer indestructibles y Pennywise vuelve a carecer de terror. El ritmo va de menos a más, con algún altibajo y pese a sus tres horas de duración, no se hace pesada ni larga. La trama sigue siendo básica, y sigue obviando escenas como Maturín, la Tortuga Gigante, aunque esto lo puedo entender, ya que es difícil de incorporarlo y darle sentido, aunque lo de la tribu indígena, no me termina de convencer, la falta de protagonismo de los personajes de Audra y Tom, pero sobre todo sus dos principales inconvenientes, la muerte de Stan, donde lo convierten casi en un héroe con esa carta y sonriendo, cuando debería de tener cara de terror y ninguna explicación, solo con la frialdad de su mujer, y la otra parte sería ese final tan feliz que le dan, cuando debería de haber acabado como consecuencias de la muerte de Pennywise, con un final desolador, sin recordar nada. Cuenta con muy buenas escenas violentas y sangrientas, superando a la primera entrega, aunque cuesta mantener la tensión, sobre todo porque tiene un absurdo humor y sigue careciendo de terror. Los efectos son buenos, la fotografía magnífica, el montaje muy bueno, los escenarios impresionantes y la música acompaña bien. El final, pese a que mejora con creces el de la primera entrega, sigue siendo flojo, sobre todo por ese medio híbrido entre araña y Pennywise y sobre todo la manera de derrotarlo, siendo la principal arma después del fallido Ritual de Chüd, el bullying. Al final acaban haciendo, lo que más ellos odian y por lo que se unieron en el club contra los Bowers.

Película muy recomendable, muy entretenida, no se hace pesada pese a su duración, sigue careciendo de terror y aceptable adaptación, tiene un cierre digno y merece la pena verla.

Mi puntuación: 7 de 10.



Me gusta (2) Reportar

Ales1998

  • 19 Sep 2019

2


IT: Capítulo 2 (2019)
Surrealismo cutre y aburrimiento en estado puro.

Menuda m*erda de película. Hacía muchísimo tiempo que no veía una película de terror tan mala. Me arrepiento muchísimo de haber pagado una entrada para ver semejante basura, estaba deseando que la película acabase en todo momento. Para empezar, la película es absurda desde que el primer al último segundo y apenas tiene sentido. Recuerdo que salí bastante encantado del cine cuando vi la primera parte, me pareció una película original y bastante completa que al menos no te aburría. Sin embargo, en esta secuela todo cae por su propio peso.

Para empezar lo que más me ha molestado de la película es su excesiva duración ¿para qué?, desde la primera media hora ya quería irme del cine. Otra de las cosas que han entorpecido el mal resultado del film es la excesiva dosis de fantasía y surrealismo, algo que le ha quitado muchísima seriedad al film. Pennywise en vez de dar miedo lo que da es vergüenza ajena, recuerdo que en la primera parte al menos imponía un poco, pero en esta ocasión sus apariciones pasan completamente desapercibidas. Mejor no hablemos de las criaturas y monstruos que aparecen en el film junto con los malos fx en muchas ocasiones. Menudo truño de película.

Los personajes me han parecido malísimos, incluido James Mcavoy. La historia de los personajes cuando eran niños me pareció mucho más interesante que la de los adultos. Todos y cada uno de los personajes que aparecen en el film no aportan nada, muchos de ellos van de graciosillos y gracia no hacen ninguna. Concuerdo con muchos usuarios que el excesivo humor también le pasa factura a esta secuela.

En resumen, si quieres ver una película de terror seria y con dos dedos de frente creo que esta no será tu película. No entiendo la variedad de críticas mixtas, creo que esta nueva película de IT está a años luz de su primera parte. La mayoría de la escenas junto con las malas actuaciones de los personajes hacen que el resultado final de la película sea bochornoso.

Lo MEJOR:
- Los créditos finales
Lo PEOR:
- Surrealismo cutre y malos fx
- Malas actuaciones
- Pennywise no impone
- Excesiva duración
- Humor innecesario
- Aburrida hasta dormirte



Me gusta (4) Reportar

Críticas: 50

Páginas de resultados:


Escribir crítica

Tendencia de puntuaciones

0
9%
1
0%
2
2%
3
1%
4
3%
5
8%
6
15%
7
17%
8
9%
9
9%
10
22%