Ficha Rio Bravo

7.87 - Total: 46

  • No la has puntuado
  • No has insertado crítica
  • No has insertado curiosidades
  • No has insertado ningun error


Críticas de Rio Bravo (3)




bigladiesman

  • 20 Oct 2014

10


Lo que pretendía solo ser la respuesta tardía, ¨100 % americana¨ y reaccionaria a de Howard Hawks y John Wayne a ¨Solo ante el peligro¨ se convirtió en otra obra maestra que al igual que su rival supera cualquier ideología, como lo muestra que sea la peli favorita del ¨rojo-masón-subversivo¨ (dentro de lo que es el sistema de valores yanqui) John Carpenter - hasta el punto de que el comentario del DVD es suyo -, que tan bien la rehizo en la maravillosa ¨Asalto a la comisaría del distrito 13¨. Si la película de Zimmerman era una crítica a la cobardía humana y desnudaba los que ¨esos¨ llamaban principios americanos, esta es una oda al valor, el individualismo y una glosa de ¨esos¨ a ¨sus¨ principios americanos.

Si esta rivalidad valió para darnos estas dos maravillas, valió la pena.

John Wayne, haciendo de John Wayne, como casi siempre, es John T. Chance, el sheriff de un pueblo que junto a sus tres ayudantes, el alcohólico Dude (Dean Martin, siempre en su sitio en un personaje ciertamente complejo, como buen miembro del Rat Pack), el anciano y discapacitado Stumpy (ese coloso llamado Walter Brennan, brillando de nuevo) y, más adelante el joven Colorado (el actor televisivo y acntante rockabilly Ricky Nelson) evitar que un grupo de bandidos liberen al hermano de su jefe, que ha asesinado a sangre fría a un hombre que solo intentaba calmarlo durante una fuerte discusión. Angie Dickinson está impresionante como la anónima (la llaman ¨Feathers¨) viuda alegre que atrae a Chance: para la época era un personaje femenino fuerte y moderno. Ward Bond, eterno compañero de reparto de Wayne, tiene un pequeño pero agradecido papel. La nómina de villanos está cubierta por dos estrellas de la pequeña pantalla: John Russell, gran estrella del western televisivo, es el ranchero-capo mafioso Nathan Burdette, mientras el popular Claude Akins es su hermano Frank (En ruta, El sheriff Lobo, Se ha escrito un crimen...), el detonador de todo el follón que nos ocupa.

El guion es, simplemente, acción por un tubo y una glosa a ese Oeste idealizado, incluso romántico, que existía solo en las mentes de la América conservadora: personajes carismáticos e imponentes, diálogos grandilocuentes, vacilones y llenos de frases memorables, un poco de sensualidad a cargo de una bellísima Angie Dickinson (hacia el final quema la pantalla: puro fan-service primitivo) y muchos chistes malos. El resultado es una película cargada, pues, de romanticismo, acción por un tubo y una gran celebración del personaje del perfecto Héroe Americano (para Wayne, un sheriff jamás pedía colaboración ciudadana): el resultado es un espectacular western de pura evasión, en contraposición a la oscuridad, realismo y reflexión de ¨Solo ante el peligro¨. Le sobra una escena de lucimiento musical para los dos cantantes del reparto.

Lo que llama más poderosamente la atención en el aspecto técnico es la presencia del compositor de la banda sonora ¨Solo ante el peligro¨, Dimitri Tiomkin, que además hace un gran trabajo. Las escenas de acción son bastante excitantes, y la película mantiene siempre un ritmo equilibrado.

Es una película tremendamente entretenida. Sus casi dos horas y media pasan volando entre tiros, peleas, síndromes de abstinencia, vejetes renegando y mexicanos condenados a ser los chistosos de turno. Un excitante Western que marcó época.



Me gusta (1) Reportar

billy_lum

  • 4 Apr 2014

10


John Wayne es el sheriff de un pueblo del lejano Oeste que se ve en serios problemas al arrestar a un joven rico que asesinó a un hombre en una taberna. Pero eso no significa que lo deje en libertad sino todo lo contrario. Sus amigos, o quienes decidan ayudarlo, también correrán peligro. Así que es mejor ser menos, porque como dicen los sabios vaqueros de entonces, por este tipo no vale la pena perder una sóla vida.

Cada personaje aporta más de lo necesario para que el filme deje de ser una simple película de acción y se convierta en una magistral fábula de amistad, compañerismo, respeto y honor, y eso es lo que tienen de maravilloso los westerns, que todos dejan algo. Los pistoleros borrachos siempre fueron moneda corriente en las películas de vaqueros, pero nunca, nunca, el tema fue tratado con la maestría y sensibilidad con la cual Hawks lo retrata aquí.

Olvídate de tus prejuicios contra el Western y disfruta de esta gran obra maestra.



Me gusta (1) Reportar

BEOWULF

  • 6 Aug 2010

10


Muy buena película, como la mayoría de los western de John Wayne. Personalmente me gusta más esta que la de ¨El Dorado¨, que aunque guardan alguna similitud en su argumento, esta quizás sea más divertida.



Me gusta (0) Reportar

Críticas: 3


Escribir crítica

Tendencia de puntuaciones

0
8%
1
0%
2
0%
3
0%
4
4%
5
0%
6
6%
7
10%
8
8%
9
15%
10
45%