Ficha Ruta Suicida

6.99 - Total: 33

  • No la has puntuado
  • No has insertado crítica
  • No has insertado curiosidades
  • No has insertado ningun error


Críticas de Ruta Suicida (7)




Tracker Predator

  • 16 Apr 2019

7


Clint Eastwood es Ben Shockley, un policía bebedor y sin distinciones en su carrera que busca cumplir con su encomienda; pese a que no destaca por pelear bien ni poseer una puntería excepcional su carácter es rudo y cumple.
Sondra Locke es Augustina Mally, una prostituta con cierta información que la hace un blanco de gangsters, buena actuación.

La música de Jerry Fielding es sencilla, no hay mucho que decir.

Clint Eastwood dirige con soltura suficiente en la mayoría del metraje, aunque en ciertas escenas la velocidad se ralentiza y en concreto el final peca de ello, quizás en su momento fue mejor apreciada que con los estandares narrativos de la actualidad.

El uso de lenguaje soez, los escenarios, las críticas sociales están muy bien y son sus puntos fuertes; para mi sorpresa, las escenas de acción son las que lucen muy normales, sin apenas atributos que destacar, en especial la escena del vagón que encima está mal editada o el final que aún con tantos disparos las tomas son tremendamente sencillas y su resolución también.



Me gusta (1) Reportar

Mad Warrior

  • 21 Dec 2018

8



Un policía fracasado y alcohólico. Una joven prostituta con muy mala uva. Un juicio al que han de asistir sea como sea. Una ruta suicida desde Phoenix a Las Vegas en la que se dejarán la piel.
De este modo, Clint Eastwood nos invita a acompañarle a través de pueblos, desiertos, montañas y carreteras en una de las más excitantes aventuras de acción realizadas en la década de los 70. Y a pesar de la similitud con los protagonistas no, esto no es ¨Leaving Las Vegas¨.

El sr. Eastwood ya se había convertido en el amo y señor del género policíaco más transgresor encarnando al ya inmortal inspector Harry Callahan. Hasta ese momento nunca había tenido la oportunidad de dirigir alguna de las tres aventuras del policía de San Francisco, y pasaría mucho tiempo hasta que lo hiciera finalmente con ¨Impacto Súbito¨, aunque ya había demostrado su valía como cineasta en propuestas tan originales y hoy memorables de su filmografía (para los que lo sepan apreciar) como ¨El Fuera de la Ley¨, ¨Licencia para Matar¨ o el inclasificable ¨western¨ ¨Infierno de Cobardes¨.
En 1.977 decidió ponerse tras las cámaras para llevar a cabo un ¨thriller¨ de acción hoy por hoy mítico: ¨Ruta Suicida¨, un proyecto escrito por Michael Butler y Dennis Shryack que abordó tras haberlo abandonado Steve McQueen y Barbra Streisand, quienes iban a encarnar a los protagonistas (qué diferente habría sido, ¿eh?). El detalle más importante, aunque estén todos los elementos que pudiéramos encontrar previamente en las de ¨Harry, ¨el Sucio¨ ¨ (estética, banda sonora, denuncia social, violencia...), es que el hombre al que aquí da vida Eastwood poco tiene que ver con Callahan.

La historia comienza cuando a Ben Shockley, un oficial de policía duro, sucio, fracasado, chulo, alcohólico y muy pasado de vueltas (pareciendo más bien un primo lejano del sheriff Coogan que el actor interpretó en ¨La Jungla Humana¨), le encargan trasladar a un testigo sin importancia desde Las Vegas hasta Phoenix para declarar en un juicio sin importancia, una tarea la mar de sencilla que el agente acepta a regañadientes. Pero al llegar a la ciudad del vicio, el juego y las apuestas descubre que el testigo es en realidad una testigo, más concretamente una prostituta con mala leche hasta decir basta llamada Augustina Mally.
Esa será sólo la primera de una serie de sorpresas las cuales harán ver a Shockley lo difícil que va a resultar llevar a la mujer de nuevo a Phoenix, pues a todos los efectos no se trata de una testigo sin importancia para un juicio sin importancia. Esta atípica pareja que de algún modo tergiversa las historias de los amantes en fuga, tan arraigadas al cine americano, deberá unir sus fuerzas para cruzar el territorio evitando a los asesinos a sueldo de la mafia, a policías corruptos e incluso a unos vándalos motoristas (¡!), todo sea para demostrar que, pese a ser únicamente un borracho y una puta, dos individuos que han tocado fondo, pueden llegar a conseguirlo.

Uno de los más curiosos films situado en los inicios de una filmografía a la que aún le quedaba mucha vida. ¨Ruta Suicida¨ es una aventura de acción frenética que no da un respiro, que mantiene en tensión constante y que está tremendamente bien dirigida por Eastwood, quien logra lucirse tanto detrás como delante de las cámaras, en uno de los papeles más pasotas y grillados de su carrera y a la vez más interesantes: un hombre acabado, hecho polvo, sin futuro y que ve en esa misión suicida la oportunidad para probar de una vez por todas que es alguien. Si algo encontramos aquí que nos sería imposible en cualquier otra película de acción actual es esa esencia pura y dura del ¨thriller¨ de los 70, la cual alberga ese toque agresivo, seco, violento, cínico y nihilista tan de la época.
Por su trama, desarrollo y estilo, ¨Ruta Suicida¨ puede recordarnos a la ¨Fuga sin Fin¨ de Richard Fleischer, a la ¨América Violenta¨ de Michael Winner (¿qué tal habría estado Charles Bronson en ésta?), a ¨La Huida¨ de Sam Peckinpah o al cine de Don Siegel, de cuyo director Eastwood es un heredero directo; es decir, a las violentas ¨road movies¨ y films policíacos de la década. A Sondra Locke, pareja de Clint por entonces, le queda de miedo el papel de Mally, sobresaliendo un genial William Prince que da vida al cabrón de Blakelock y mientras vuelven a repetir con el actor/director esos eficientes Bill McKinney, Michael Cavanaugh y Pat Hingle.

Puede que sea disparatada, inverosímil, soez y harto controvertida, pero qué demonios, es un clásico, tanto del género como de la filmografía de su director. Todo un éxito en taquilla que se saldó con más de 35 millones de dólares recaudados frente a un presupuesto de sólo 5 millones.
Además, no sólo posee ese gran póster que diseñó el genio Frank Frazetta, sino una de las escenas más espectaculares vistas en un film de la época, influencia directa para el guionista Graham Yost cuando escribió ¨Speed: Máxima Potencia¨. Hablo, efectivamente, de la impactante secuencia del autobús entrando a Phoenix...y siendo agujereado por miles de balas.

Desde luego inolvidable.



Me gusta (1) Reportar

zamenhof

  • 6 Jun 2016

6


Típico film de Eastwood haciendo de heroico policía que destaca sobretodo por como Clint salva el pellejo de innumerables disparos de bala, algo totalmente irracional e imposible pero que el director quiso exagerar para darle un aire especial a la trama y dar al actor un aire invencible.
Mismo estilo y planta de hacer las cosas de Eastwood que en sus films de Harry en medio de un guión que va dando vueltas y haciendo aparecer personajes de todo tipo. Hace pasar un rato más que entretenido.



Me gusta (0) Reportar

NoFear

  • 23 Apr 2012

5


Disparatada película de acción del mítico Clint Eastwood, de nuevo haciendo de policía y de nuevo haciendo de perdedor nato.
Sin duda lo único que la salva son algunos diálogos bastante ácidos, algunas secuencias de acción y la presencia de Eastwood, ya que de otra forma este film ni sería recordado.

Mítica es ya su escena final, tan absurda y delirante como espectacular o la desconcertante escena en que el protagonista (ademas de un perdedor, un alcohólico) decide que va a luchar porque la prostituta llegue al juicio y luego se va a casar con ella y tener hijos...

Antes que ver esta prefiero ver muchas otras de Eastwood, como por ejemplo la saga entera de Harry el sucio.



Me gusta (0) Reportar

billy_lum

  • 14 Feb 2012

5


El argumento es sencillo, la música es la adecuada, las interpretaciones son aceptables y las escenas de accion son de las peores que he visto en mi vida. El problema no es que sean inverosímiles, es que carecen completamente de sentido y están muy mal rodadas. La escena del vagón del tren es digna de Michael Bay y supongo que los policías del helicóptero sirvieron de inspiración a los villanos de las películas de Steven Seagal, por que no se puede ser más negado con un rifle en la mano. Por más que lo intentara, Eastwood nunca estuvo a la altura de Don Siegel como director de acción, y no me hagáis hablar de como pinta a los motoristas de aquella época, eso me produjo vergüenza ajena. Lo mejor son los golpes de humor y el personaje de Sondra Locke. Entretenida pero prescindible para los que no sean fans de Eastwood.



Me gusta (1) Reportar

Mad Warrior

  • 7 Feb 2011

8


Una increíble muestra del Eastwood más duro,el más chulo y,también,el más hecho polvo.
Se ve como un ¨Harry,¨el Sucio¨¨,pero aún más pasado de vueltas...¡que ya es decir!

Una ¨road movie¨ con mucha acción,muchos tiros,muchos tacos...en fín,lo necesario para entretenerse lo suficiente y poder deleitarse con un Eastwood en plenas capacidades,enfrentándose a cualquiera.



Me gusta (1) Reportar

BEOWULF

  • 20 Aug 2010

8


Otra buena película de acción del ¨duro Clint¨. Es un road movie con bastante movimiento y persecuciones.

Para mi, es inolvidable, la escena en la que el autobús es tiroteado a la llegada de la ciudad.

Un lujo, de poder ver aún, esta película.



Me gusta (1) Reportar

Críticas: 7


Escribir crítica

Tendencia de puntuaciones

0
3%
1
0%
2
0%
3
0%
4
0%
5
6%
6
30%
7
21%
8
27%
9
0%
10
12%